POR LA RUTA DEL ATLETISMO PANAMERICANO (III)

bertha_diaz

 

 

Por y colaboración de Eddy Luis Nápoles Cardoso

 

Siguiendo la ruta panamericana, llegamos a los Estados Unidos, donde la ciudad de Chicago en el estado de Illinois, fue en definitiva la sede de los terceros Juegos Deportivos Panamericanos, pues inicialmente había sido elegida Cleveland, pero un recorte en el presupuesto estatal, la llevó a renunciar, cuestión que fue aprovechada por el entonces alcalde chicano Richard J. Daley para hacerse con la sede.

Los juegos se desarrollaron entre el 27 de agosto y el 7 de septiembre de 1959, con la presencia de 2263 atletas, procedentes de 25 naciones, quienes intervinieron en 18 disciplinas deportivas.

El Fuego Panamericano fue trasladado desde México por 3000 boy- scouts, la ceremonia inaugural aconteció el 27 de agosto en el Estadio Soldier Field, mientras que el Campus de la Universidad de Chicago, sirvió de Villa atlética.

 

Los compases atléticos los pone Ray Norton

 

Las competencias atléticas tuvieron por escenario Estadio Soldier Field y ellas destacaron sobre manera los estadounidenses Ray Norton y Lucinda Williams, ambos ganadores de tres títulos, 100, 200 metros y relevo 4×100; la también norteña Earlene Brown, se impuso en la impulsión de la bala y el lanzamiento del disco; el jamaicano George Kerr lograba dos títulos y una presea de plata, (400 metros, 4×400 y 800 metros), mientras que el estadounidense Hayes Jones triunfó en 110 con vallas y 4×100.

Estos juegos fueron la primicia de la gacela estadounidense Wilma Rudolph, quien un año más tarde fuer la reina de la velocidad en los Juegos Olímpicos de Roma, 1960, en Chicago integró la posta 4×100 ganadora y logró plata en los 200 metros. Otros que iniciaron aquí el camino al podio olímpico fueron, el saltador Charles Dumas y el lanzador de disco Alfred Oerter.

El canguro carioca Adhemar Ferreira da Silva, logró su tercer título, ahora con salto de 15.90 metros, mientras que el corredor argentino Osvaldo Suárez lograba su tercer título (10000 m), este acompañado de la presea de plata en los 5 mil metros.

Cuba, apenas logró un título y una presea de bronce, el oro fue al cuello de Bertha Díaz (80 c/v) y el tercer escaño fue para Enrique Figuerola en los 100 metros.

En el reparto de medallas, Estados Unidos arrasó, con la friolera de 26 títulos, 23 de plata y 13 de bronce, Jamaica fue segundo con apenas, una de oro, una de plata y tres de bronce, luego aparecen Argentina, Brasil y Chile, todos con una de oro y una de plata.

Deja un comentario

Your email address will not be published.