TAMPA, Fla. – El jardinero cubano Yoenis Céspedes afirma que la preparación física que ha tenido esta primavera de cara al inicio de la campaña 2017 de los Mets de Nueva York es mejor que la que realizó antes de su primer año en Grandes Ligas.

Es así como a sus ahora 31 años, Céspedes asegura que reúne todas las cualidades para que esta sea la mejor temporada de su carrera.

“El 2012, cuando empecé, me preparé bastante bien; pero como les dije a los entrenadores este año, con todo lo bien que me preparé en el 2012 este año me siento con más fuerza”, dijo Céspedes a ESPN Digital tras concluir los entrenamientos primaverales de los Mets.

“Me siento mucho mejor que en el 2012; podría decir que ha sido mi mejor preparación”.

Céspedes se estrenó en la pelota de Grandes Ligas a los 26 años con los Atléticos de Oakland, finalizando su primera temporada segundo en votación para Novato del Año 2012. En aquel entonces, su fichaje a un contrato de cuatro años y $36 millones de dólares había sido el más lucrativo jamás otorgado a un cubano.

El cubano cumplió con la fe que tuvo la gerencia de los Atléticos, ya que incluso después de haberse perdido 22 partidos por lesión, bateó para .292 con OPS de .861, y registró 23 jonrones y 82 carreras impulsadas, liderando a la novena californiana a playoffs como campeones del Oeste de la Liga Americana.

La histórica campaña orquestada por el entonces debutante Mike Trout le mereció unánimemente el galardón de Novato del Año tras batear para .326 con 30 cuadrangulares y 49 bases robadas, pero Céspedes le siguió con 19 votos de segundo lugar y seis de tercer lugar, culminando segundo en votación sobre el as japonés Yu Darvish.

La excepcional condición física del cubano cumplió con todas las expectativas de los cazatalentos que lo vieron irrumpir en el mundo del béisbol internacional durante el Clásico Mundial de Béisbol de 2009, donde bateó para un promedio de .458 con dos jonrones y cinco carreras remolcadas en seis partidos.

Céspedes iniciará la campaña 2017 en condiciones muy distintas a las que lo vieron debutar en Grandes Ligas en 2012.

Después de registrar un promedio de bateo de .280 con 31 jonrones y 86 carreras impulsadas en 132 partidos en su primera temporada completa con los Mets en 2016, el cubano firmó un nuevo acuerdo de cuatro años y $110 millones con el equipo neoyorquino.

Su salario promedio de $27.5 millones de dólares anuales lo hace el jardinero mejor pagado en la historia de las Grandes Ligas.

Pero la diferencia en circunstancias cinco años después no ha hecho ninguna diferencia en la preparación de Céspedes, quien admitió que una de las claves ha sido la falta de distracciones.

“Esta tranquilidad que hemos tenido en estos entrenamientos nos ha dado la oportunidad de prepararnos mejor y estar más relajados”, señaló el cubano, que finalizó los entrenamientos primaverales con un promedio de bateo de .396 tras conectar 19 hits en 48 turnos en 19 partidos.

“Hemos tenido más oportunidad de enfocarnos en el trabajo que queremos hacer”, destacó. “Este año los entrenamientos han sido bastante tranquilos; me gusta así. Este año ha sido el entrenamiento más tranquilo que he tenido”.

Céspedes continuó: “La prensa no me ha preguntado mucho. Ya todo el mundo sabe que voy a estar aquí por cuatro años. Saben que estoy bien, físicamente. He tenido buenos resultados en los entrenamientos. Todo me ha ido bien”.

“En mi opinión personal creo que es mejor así, no estar en la noticia por ningún lado. Solamente seguir haciendo el trabajo que estamos haciendo y salir a dar lo mejor de nosotros. Si tenemos buenos resultados, entonces que seamos la noticia”, concluyó.