Serie Nacional… Caso Artemisa: ¡Otro bochorno de los grandes!

18/12/17
9:01 pm

 

 

En cualquier deporte, como debe ser, los grandes momentos terminan por no salir de nuestras mentes, como símbolos del éxito, del espectáculo en su punto clímax y en muchos casos como elementos de identidad. Pero, como bien decía una frase que grabé hace ya algunos años, del deporte también se hereda el recuerdo de lo desabrido, es decir, las conductas censurables y deshonrosas que lastran el llamado fair play y conducen a la mala reputación de determinadas disciplinas, equipos o atletas. Tristemente, en el deporte sobran los malos ejemplos.

El material de hoy abordará la pelota cubana, que no escapa de determinados comportamientos que de vez en cuando laceran la práctica de un deporte sano, filosofía que vengo escuchando desde que descubrí mi pasión por la actividad física, a principios de los años setenta. Sin ir tan lejos en el tiempo, pondré sobre el tapete algunos sucesos que han sido fuertemente condenados en su momento y así ilustrar el episodio por el que escribo estas líneas, ocurrido el pasado domingo 3 de diciembre en el juego entre los equipos de Artemisa y Matanzas en el estadio Victoria de Girón.

No preciso el año exacto, pero sí es imposible no recordar aquel incidente protagonizado en el cuartel de los Gallos espirituanos, donde el bateador industrialista Lisván Correa persiguió con un bate en la mando durante un buen tramo del estadio al lanzador local Yasniel Sosa. A su paso, como se puede comprobar en los videos que describen el momento, Correa lanza swines como un loco a cuanta persona se le interpusiera en su camino y luego se puede apreciar una riña tumultuaria entre los dos conjuntos, muy parecida a las que cada año nos regalan las Grandes Ligas.

Después de aquel incidente, que también involucró a varios agentes del orden público, la sanción impuesta a Correa no se correspondió con la magnitud de lo engendrado. Como tampoco fue atinada la sanción sobre el pelotero matancero Demis Valdés si se analiza lo provocado por él, al salir como un bólido del banco y con un bate en su mano, la emprendió con el lanzador villaclareño Freddy Asiel Álvarez, a quien afortunadamente no golpeó, pero uno de sus swines impactó contra el rostro de Ramón Lunar, compañero de Freddy. Demis se tomó la justicia por sus manos ante una situación que no tenía nada que ver con él.

Ese tipo de incidentes —entre atletas, es decir—son los más usuales en el beisbol de las Series Nacionales, pero también han sucedido otras indisciplinas graves que han implicado a peloteros y árbitros, un fenómeno que trasciende la pelota cubana, pues en las Mayores uno de los episodios más sonados aconteció hace 85 años, a causa de una bronca entre algunos miembros de los Medias Blancas de Chicago y el umpire George Moriarty luego de un choque. Lew Fonseca, timonel del equipo, y los jugadores Milt Gaston y Charley Berry se encontraron en el túnel con Moriarty, quien derribó a Gaston, pero no se quitó de encima el hospital, a causa de contusiones y una mano fracturada.

Aunque pasó hace ya algunos años, el pinero Michel Enríquez, uno de los peloteros más consagrados que ha tenido Cuba, fuera del estadio de su municipio le propinó un batazo al ampaya José Pérez Julién , situación que lo alejó más de un año del beisbol organizado. Víctor Mesa, hace cuatro o cinco temporadas, en una de sus rabietas, le tiró tierra a un oficial en la cara y puedo seguir citando ejemplos, que aunque no han llegado a la violencia, han sido frutos de inconformidades de los peloteros con jugadas de apreciación o (malos) conteos, que lógicamente involucran a los árbitros.

Pero tocando el asunto en cuestión, el del pasado domingo 3 de diciembre en el juego entre los equipos de Artemisa y Matanzas en el estadio Victoria de Girón, antes que todo confesaré que jamás había visto algo similar en la pelota cubana o en cualquier otra liga, ya sea en Estados Unidos, Venezuela o en Yibuti, donde los conceptos del juego no deben estar muy bien comprendidos.

En el juego en cuestión, el imparcial de home, Luis Daniel del Risco, expulsó a los jugadores artemiseños Yosvani Peñalver y Jorge Alomá, además de al entrenador Armando Balaguer, debido a que le protestaron un conteo. Cuando los dirigidos por Dany Valdespino fueron a cubrir, el lanzador Israel Sánchez y el receptor José Carlos Padrón tuvieron un pequeño diálogo antes del primer envío y cuando este ocurrió, el máscara se retiró para que la pelota golpeara al árbitro, quien recibió un pelotazo, y automáticamente expulsó a Sánchez, a Padrón y al mentor Valdespino.

¿Qué les parece? Después de todo, da hasta gracia, pero lo que más risas provocó es la suspensión durante seis encuentros del lanzador y el receptor y de Balaguer a tres juegos, medida anunciada por la Comisión Disciplinaria del evento, luego de que se determinara que los tres violaron el reglamento disciplinario. Para no extenderme más: sin importar que el árbitro del Risco haya realmente tenido malas decisiones en ese choque, un torneo organizado que se respete no puede dictaminar apenas seis desafíos de suspensión a los causantes de una indisciplina premeditada y bastante bochornosa por demás, de esas que marchitan. No, eso sí que no. (Pedro Villavicencio)

 

Tomado de: Cronodeportesonline

 

16 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Un circo!!….un verdadero ¡¡CIRCO!! es nuestra SN y los que la dirigen. Ellos son los culpables de todo este relajo. Mira que he visto pelota y he seguido otras ligas y esto que hizo el equipo de Artemisa y que esos detalles desconocía hasta hoy es “novedosa” la forma de “demostrarle” al árbitro su inconformidad. Un circo!!….un verdadero ¡¡CIRCO!! y seguirá así si los que se tienen que IR no se van, así que grito una vez más ¡¡QUE SE VAYAN!!..

      • electrico@ en 19 diciembre, 2017 a las 8:22 am
      • Responder

      no es que me preocupa pero vamos de mal en peor en la SN pero lo mas malo es que pensamos que estamos brindando un gran espectáculo al pueblo cubano

      1. Dura realidad…

      • duniesky en 19 diciembre, 2017 a las 8:52 am
      • Responder

      Buenos días, exacto hermano ¡¡QUE SE VAYAN!! Pero que se vayan lejos, bien lejos, lejos de todo lo que huela a beisbol, lejos de todo lo que huela a nuestro pasatiempo nacional, lejos de nuestros estadios, lejos de nuestros niños, lejos, bien lejos de nuestras raíces, porque el daño que han hecho es tan grande que parecería imposible soportarlo en una sola vida ¿HASTA CUANDO TENDREMOS QUE SOPORTARLOS? ¿Por qué nos castigan a todos solamente con su presencia e ineficiencia? El beisbol no los quiere, la afición no los quiere, los atletas no los quieren, ni tan siquiera los que los defienden los quieren… ¿Para qué sirven? ¿Para qué están?

      1. De verdad que me tienen hasta …….. ¡¡QUE SE VAYAN!! y sin regreso…

      • osmany en 19 diciembre, 2017 a las 10:34 am
      • Responder

      estoy con usted hermano al 100 %, es cierto que en todas las ligas del mundo pasan acciones violentas , pero nuestra serie es un Circo como usted dice, no es mas que una clase de guapería barata y protestas constantes como si fueran al terreno predispuestos de inicio… a los bateadores no se les puede pichear pegado ni lo sueñes porque ahi viene la miaradera, los insultos y las miradas aterradoreas de quien en ese momento se cree con el derecho de molestarse y si llega a golpearle, ni hablar, recuerdo el último caso que vi por televisión , cuando industriales perdia en el noveno y abrío el joven talentoso SS del equipo, que ademas de talento denotó los habitos que antes menciono y se puso de asco donde ni tan siquiera le permitía al masajista que le revisara el golpe, cuando debía haber salido corriendo para primera, a ese punto llega la custión, en nuestra pelota todo parece resolverse a mala forma,,, claro se lleva una etapa permisiva donde pírricas sanciones a atletas y directivos por blandenguería y por a veces ser el protagonista del acto el dueño de la pelota en Cuba como pasa con VM32, quien ha dado durante su carrera una clase maestra de hacer lo que le da la gana, como le da la gana y cuando le da la gana….

      a veces escucho a comentaristas, como cuando alarcón, decir a plena televisión en vivo que habían sido duros con alarcón, el cual a final salió estimulado le quitan la sanción y lo llevan al Clásico mundial, cuando debían haberlo suspendido mas tiempo, esto va por un camino maloy hay que tomar medidas severas , claro no sin avisar hacer un reglamento disciplinario y discutirlo cara a cara con todos los equipos de la serie nacional, ya sea en un teatro con todos o individual con cada equipo y muy importante aplicarlo parejo, pero eso lo veo dificil…..

      1. Y como existen varas para medir las indisciplinas en la SN, según el personaje indisciplinado es la sanción, esa es otra de las barbarides de la CNB. Gracias por su comentario. Saludos.

    • Orlando en 19 diciembre, 2017 a las 9:00 am
    • Responder

    Pedro Villavicencio esta no es la unica ves que esto a pasado, vivo en Holguin y hace como 2 o 3 años en un juego de Holguin con otro equipo que no me acuerdo en el Calixto tambien paso lo mismo, yo estaba en el estadio y lo presencie, expulsaron al director de Holguin Noelvis Gonzalez y como a 2 jugadores por protestar el conteo y cuando vino a la defensa Holguin hicieron lo mismo el pitcher lanzo y el catcher se aparto y le dio al albitro, como es logico ambos 2 tambien fueron expulsados, eso no me lo conto nadie lo vi yo con mis propios ojos

    • profe en 19 diciembre, 2017 a las 9:28 am
    • Responder

    De lágrimas, comarto contigo amigo Daimir es la “Carpa Trompo Loco” la SN una y otra vez las indisciplinas de atletas y técnicos dentro y fuera del terreno, por eso una vez que salen chocan contra la pared del “desorden” del beisbol organizado, sino pregúntenle a Olivera y otros muchos que vieron oscurecido su futuro con un talento increible por indisciplinas sociales. Muy buen artículo ojala y los Victor, los Vargas y otros tanto ideseables en cuanto a conducta dentro y fuera del terreno lo lean

    1. Estamos embarcados si sigue la misma copula en sus puestos, de mantenerse pierdo las esperanza de que cambie algo con ellos ahí…

    • Rogelio en 19 diciembre, 2017 a las 9:33 am
    • Responder

    La culpa fue de Victor Mesa! Es verdad que estaba en otro estadio y en otra provincia, pero no se dejen engañar!

    • Aroy(Trinidad) en 19 diciembre, 2017 a las 10:51 am
    • Responder

    Tengo una propuesta: No creen que sería bueno agregar a la encuesta que se publica en la página wed las siguentes preguntas 1-¿ Estás de acuerdo con cambiar toda la dirección del beisbol en Cuba? 2- No es necesario su trabajo está en el camino correcto? Así tendriamos un crirerio más real sobre lo que piensan los aficionados del beisbol. Saludos y gracias a la Martín Dihigo por existir.

  2. aqui hay de parte y parte. los arbitros a ratos deciden mal e influyen en resultados finales de los partidos, pero es una realidad q la indisciplina de nuestros peloteros, en esencial discutiendo la zona de strike ya pasa a gris con pespuntes negros. eso no se ve en ninguna liga de nivel y q no me vengan con el cuento de q el cubano tiene sangre caliente, bla, bla. los latinos tambien la tienen y en sus ligas “Profesionales” no se ve a casi nadie protestando conteos. se han dado casos y en MLB tambien, donde un jugador en desacuerdo con el arbitro discuten x lanzamiento, pero de ahi en fuera, eso no se ve.

    cuando ocurren incidentes graves, principalmente en MLB, se multa al jugador, este tiene q pedir disculpas al club, la prensa y aficion y si es muy grave hasta tiene q hacer trabajo comunitario y si extralimita, pues lo acusan de violencia en ocasiones domestica y no vuelve a pisar mas nunca un terreno de pelota. ejemplos bien cercanos de cubanos tenemos unos cuantos. aqui en cuba eso es un relajo, pagan una multica, 5 o 6 partidos de suspension y a gozar la papeleta. hay q educar a nuestros jugadores. tienen q existir medidas mas fuertes y el q no le guste q recoja los matules. no veo a ningun pelotero cubano discutiendo airadamente en eventos internacionales, solo ocurrio de manera bochornosa hace unos meses por parte de machado y vm32 en la liga Canam, q seguro costara la participacion de otro equipo por esos lares. asi q la guaperia es solo en las SN q es el circuba en toda su dimension. saludos

    • Chikungunya en 19 diciembre, 2017 a las 11:42 am
    • Responder

    Increíble leer estas cosas, vamos de mal en peor.

    • messi #1 en 19 diciembre, 2017 a las 12:14 pm
    • Responder

    ¡¡¡Que se vayan!!!!
    ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!!
    ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!!
    ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!!
    ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!! ¡¡¡Que se vayan!!!!

    • Javier Nd en 19 diciembre, 2017 a las 2:00 pm
    • Responder

    en todas las epocas ha existido violencia en el beisbol cubano y voy a referirme a una que siendo un niño precencie en el estadio candido Gonzalez de Camagüey, corria el año 1975 y jugaban en este estadio los equipos de Industriales y Ganaderos antes de comenzar el Juego los industriales sacaron un perro pastor a leman al terreno y los ganaderos sacron un cachorro de león esto antes de comenzar el juego, por supuesto los animos estaban caldeados y la afición le echo más leña al fuego pues cuando el equipo industriales fue al terreno le comenzaron a gritar a Eulogio Osorio cara de vieja y así las cosas hasta que se complico la cosa aún más terminando en una verdadera batalla campal entre los equipos y el publico donde resulto gravemente herido un niño de 12 años que casi pierde la vida, al ser lanzado un bate de beisbol por el ofendido Osorio al publico y algunos golpeados al huir de las instalaciones, eso fue duramente sancionado y algfunos respondieron ante la justicia son episodios que no se deben olvidar y que hay que actuar con justicia y con mano dura para que de verdad el juego de pelota sea un espectaculo y no un circo

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.