El Barcelona enfrenta otro derbi ‘caliente’

3/02/18
6:30 pm

 

 

BARCELONA — El Barça que cabalga sin oposición en la Liga, visita este domingo Cornellá, el escenario de su único tropezón en los últimos cinco meses y donde el Espanyol le espera con ganas, lejos de calmarse un ambiente entre los dos clubs que se adivina explosivo.

Con solo dos victorias en las últimas ocho jornadas, el equipo blanquiazul se ha derrumbado en la clasificación hasta empezar a contemplar con preocupación las últimas posiciones, lo que convierte el derbi en un encuentro especialmente delicado y mucho más allá de la polémica que pueda rodear las relaciones con el Barça, que tanto por medio de Valverde como del discurso institucional de su portavoz Josep Vives se apartó el máximo posible de las puyas lanzadas por un Gerard Piqué que mantiene la polémica en lo más alto.

Quique Sánchez Flores tiene problemas de puertas adentro, en el vestuario y en el club, pero ha logrado un plazo extra de tranquilidad mediática hacia su persona gracias a las declaraciones cruzadas, en las que entró Gerard Moreno y a las que puso su propia puntilla el Espanyol mismo, provocando que el encuentro siga siendo declarado de alto riesgo.

Al otro lado, Ernesto Valverde se mantiene con mayor tranquilidad. Con un ojo puesto en Mestalla, donde el Barcelona se jugará el jueves el pase a la final de Copa, el derbi liguero se contempla con menor vértigo en cuanto a la necesidad propia de puntuar y atendiendo a una calma menor de la esperada.

“El Espanyol nos va a apretar y tenemos que estar igual de motivados que ellos; estar fuertes y bien puestos para mostrar que queremos ganar el partido”, solventó el entrenador azulgrana este sábado, admitiendo que a medida que pasan las jornadas, los puntos “son más importantes”.

Importantes por la resta de encuentros respecto al final del campeonato y por la necesidad que se advierte en el Barça de cerrar lo antes posible una conquista liguera que sin darse, para nada, por supuesta desde el vestuario azulgrana sí va creciendo alrededor.


Un Derbi catalán con olor a café

 

BARCELONA — Carlos Sánchez y Yerry Mina. Por primera vez un derbi entre Espanyol y Barça tendrá doble protagonismo colombiano personalizado en dos futbolistas que acaban de llegar a Cataluña y que podrían, este domingo, debutar en un partido que se espera de alto voltaje.

Ni Quique Sánchez Flores ni Ernesto Valverde confirmaron la presencia o ausencia de los dos jugadores en el once de Espanyol y Barcelona, pero si el periquito podría ser la sorpresa por el papel que se le supone en esta segunda mitad de curso en el equipo, el culé podría serlo por el cargado calendario de un Barça al que espera, en cuatro días, un duelo bestial y definitivo en Valencia.

“Físicamente está bien. Debe conocer más del equipo pero le he visto bien, ilusionado y con muchas ganas de ayudar”, solventó Quique Sánchez Flores refiriéndose a La Roca Sánchez, quien llegó rozando el tiempo de descuento en este mercado de invierno, ocupando el puesto de Javi Fuego en la plantilla del Espanyol y provocando alivio en el entrenador periquito, quien precisamente no le tenía en cartera para reforzar el centro del campo de su equipo.

Carlos La Roca Sánchez jugará cedido en el Espanyol hasta final de temporada después de perder el protagonismo que tuvo el pasado curso en la Fiorentina, con el objetivo claro de mantener su status en la selección colombiana de cara al Mundial de Rusia.

Quique no contaba con su incorporación y recibió su nombre con una suficiencia que se ha convertido en ilusión apenas dos entrenamientos después. “Rebosa fortaleza y ganas. Ha sorprendido a todos”, convino uno de sus nuevos compañeros, convencido, como el vestuario, del peso que puede y debe significar el mediocentro colombiano.

LA DUDA

Enfrente el papel de Yerry Mina en el Barcelona sigue sin conocerse a ciencia cierta. Sin que haya debutado hay quien relata en voz baja que su permanencia en el Camp Nou tiene fecha de caducidad y que a fin de temporada dejará su puesto de extracomunitario a Arthur, la perla brasileña del Gremio y que es el gran objetivo del club azulgrana.

Pero Valverde, quien aún no le ha utilizado, mantiene un discurso cercano para el central de Guachené, dando muestra de que su confianza en él va mucho más allá de lo que pueda decirse alrededor del Camp Nou. “Puede jugar, sí”, sentenció el entrenador del Barça, quien sostuvo que Yerry “ya ha cumplido el tiempo de adaptación y si no ha jugado es por decisión mía”.

Yerry Mina “está preparado”, en palabras de Valverde, para entrar en cualquier momento, por más que se sepa, se tenga claro, que su papel por detrás de Piqué, de Umtiti y de Vermaelen es evidente y que si Carlos Sánchez pretende recuperar en el Espanyol los minutos que perdió en Florencia, él, en el Barça, debe tomarse estos meses como un aprendizaje… Y confiar en que Pékerman mantenga la confianza en él para el Mundial.

 

 

Tomado de: ESPN

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.