MLB; Combo de noticias: Padres y Eric Hosmer pactan por 8 años, según fuente. A Don Mattingly “le encanta el reto” de la reconstrucción de los Marlins. Y MUCHO +

17/02/18

7:26 pm

 

 

MLB.com

Los Padres de San Diego y el primera base agente libre Eric Hosmer llegaron a un acuerdo de 8 años, reveló una fuente a John Paul Morosi de MLB.com el sábado por la noche.

Hosmer puede optar a salirse del contrato después de 5 años. El club aun no confirma el acuerdo.

Según Scott Miller de Bleacher Report, Hosmer obtendrá $20 millones por año en las primeras cinco temporadas y $13 millones en cada una de las tres últimas, convirtiéndose en el contrato más grande en la historia de la franquicia.

Hosmer, de 28 años, se convertirá en el primera base del futuro para San Diego.

 

 —————————

Twins adquieren a Odorizzi de los Rays a cambio de prospecto Jermaine Palacios

MLB.com

Los Twins de Minnesota adquirieron al derecho Jake Odorizzi de los Rays a cambio del prospecto parador en corto Jermaine Palacios, anunciaron los equipos el sábado por la noche.

Odorizzi se fue de 10-8 con una efectividad de 4.14 en 28 aperturas para Tampa Bay la temporada pasada.

El venezolano Palacios fue el prospecto número 27 de Minnesota.

 

 ———————————-

Starling Marte está listo para adueñarse del bosque central esta temporada

MLB.com

BRADENTON, Florida – Fue hace un año que los Piratas decidieron reconfigurar sus jardines y colocar a Starling Marte en el bosque central. El experimento duró apenas 13 partidos, ya que el dominicano fue suspendido 80 juegos por arrojar positivo a una prueba de dopaje. Cuando volvió a la acción, fue como guardabosque izquierdo.

Marte, quien arribó al campamento de los Piratas el jueves, juró que esta temporada no será tan turbulenta como la anterior.

“Lo que pasé la temporada pasada fue difícil. Fue duro. Maduré mucho”, dijo Marte. “Llego a esta temporada con una nueva mentalidad de ayudar a mi equipo como nunca antes”.

Marte quizás hubiese seguido en el bosque central toda la temporada si no hubiese sido suspendido y es posible que, de no ser por la presencia de Andrew McCutchen, los Piratas lo hubieran puesto en ese rol cuando regresó. Pero ahora que McCutchen ha sido canjeado a los Gigantes, no hay duda de que el puesto le pertenece a Marte.

“Siempre le ha mostrado tanto respeto a Andrew que en realidad no ha expresado lo mucho que añora jugar en el jardín central y lo entusiasmado que está por la oportunidad”, dijo acerca de Marte el gerente general de Pittsburgh, Neal Huntington. “Pero el jardín central es suyo y estamos emocionados de que se vaya a establecer ahí”.

Por lo tanto, habrá dudas. Desde el momento que Marte fue suspendido, ha insistido en que su rendimiento anterior fue libre de sustancias prohibidas. El quisqueyano dijo que no cambió su rutina invernal pero que si ha vuelto “más consciente” con respecto a su dieta y el uso de suplementos.

“He llegado a un punto en el que no confió en nadie”, dijo Marte. “Eso hay ganarselo, poner algo en mi cuerpo, sera algún tipo de dieta o simplemente o cualquier cosa parecida. He madurado mucho. Aprendí una gran lección. Debidamente me he vuelto más consciente”.

En el 2017, Marte tuvo problemas con su desempeño, antes y después de su suspensión. Bateó .275 en 77 compromisos y su OPS (porcentaje de embasarse más slugging) cayó a .712. No obstante, se mantuvo productivo en las bases, robándose 21. Los Piratas esperan que vuelva a ser el jugador que fue convocado al Juego de Estrellas en el 2016.

“Considero que quiere salir y jugar como es capaz de hacerlo y eso va a ser especial en el bosque central”, dijo el manager Clint Hurdle. “Será algo especial en las bases. Es capaz de hacer cosas en el plato que son de gran importancia para nuestro club”.

Pero a la vez, Hurdle recalcó que no pretende que Marte – ni ningún otro jugador del club – se eche el equipo al hombro. Aunque Marte dejó en claro que extrañará a McCutchen, a quien considera una influencia positiva en su carrera, dijo que ni el ni su compatriota Gregory Polanco se sienten obligados a demostrar que pueden reemplazar a quien era el rostro de la franquicia.

“Estamos conscientes de que perdimos un gran deportista en Andrew McCutchen. Pero no sentimos presión por eso”, dijo Marte. “Sabemos que tenemos un rol, de la misma manera en lo que sabíamos cuando estaba o no estaba con el equipo”.

 ————————————

Carlos Correa y los campeones Astros hablan de ser una dinastía

Associated Press

WEST PALM BEACH, Florida — Tan pronto como George Springer y su trofeo al Jugador Más Valioso de la Serie Mundial llegaron al campamento de los Astros de Houston, el jardinero central empezó a desaparecer pelotas sobre la cerca en la práctica de bateo.

Carlos Correa y Alex Bregman también volvieron a lo suyo, fildeando rodados por el lado izquierdo del cuadro interior.

“Buenos recuerdos”, dijo Bregman.

Claro que sí.

Tras el primer campeonato de la franquicia y con todo ese joven talento amasado, no sorprende que esta “familia” hable sin tapujos sobre una dinastía.

“No queremos ser un equipo que la gente recuerde por un año”, dijo el puertorriqueño Correa. “Queremos ser una dinastía, ganar dos años seguidos o tres si se puede. Tenemos el equipo para lograrlo, solo que a nosotros nos toca ponernos a trabajar”.

Para varias de las estrellas veinteañeras de los Astros, su misión conjunta empezó este fin de semana. Y quieren divertirse.

El pasado otoño, se divirtió a costa de los Dodgers de Los Ángeles, bateando para .379 con cinco jonrones, tres dobles y siete impulsadas en una Serie Mundial que Houston ganó en siete vibrantes partidos.

Esta primavera, su trofeo de MVP será exhibido en el complejo primaveral del equipo, además de fotos de la campaña de 2017 colgadas en las paredes.

“Claro, es especial. Creo que es más especial por lo que nuestro equipo pudo lograr”, dijo Springer, de 28 años. “No se puede conseguir eso (el MVP) sin la victoria del equipo. Por eso me pongo contento, estoy orgulloso, pero más contento de todos los recuerdos del campeonato que tenemos aquí ahora”.

No es el único jugador de los Astros que todo lo hace ver tan fácil de hacer.

Correa, de 23 años, viene de una campaña en la que bateó para .315 con 24 jonrones y 84 impulsadas en apenas 109 juegos, disfruta sonriente cuando toma sus rodados en el campocorto y tira con precisión a las bases.

A su derecha estaba Bregman, el seguro tercera base que compiló un OPS de .827 en su primera temporada completa en las mayores. Cumplirá 24 años el próximo mes.

“Todos son tan talentosos”, dijo el veterano receptor Brian McCann. “No tienen límite, porque seguirán aprendiendo. … Es algo que da miedo”.

Y no se olviden del segunda base venezolano José Altuve, tres veces campeón de bateo y reinante MVP de la Liga Americana, con 27 años.

“Somos fuertes de arriba a abajo”, afirmó McCann. “La mayoría surgieron juntos y esa es una gran razón de nuestro éxito. Todos reman hacia la misma dirección y todo el mundo sabe lo especial que es este grupo y queremos aprovecharlo al máximo”.

Repiten casi todos los jugadores clave de la pasada temporada. Pero los Astros no se durmieron en sus laureles este invierno al adquirir en un canje al ex as de los Piratas Gerrit Cole y reforzaron el bullpen con Joe Smith y el venezolano Héctor Rondón.

Cole se suma a una formidable rotación abridora que incluye a Dallas Keuchel y Justin Verlander, ganadores del Cy Young. Verlander llegó en un canje con Detroit el pasado de 31 de agosto. Lance McCullers, Brad Peacock, Charlie Morton y Collin McHugh tampoco deben ser menospreciados.

“Siempre quise ser parte de una rotación de lujo”, dijo Keuchel. “Creo que es una que podría ser una de las mejores de todos los tiempos”.

Correa cree que este equipo es incluso superior al del año pasado. Houston busca ser el primer club desde los Yanquis en 1998-2000 que revalida la corona.

“Ganamos 100 juegos y estuvimos sin Justin todo el año, Lance estuvo lesionado por un tiempo, Keuchel estuvo lesionado un tiempo, Springer se lesionó por un tiempo y yo me perdí dos meses. Si ponen eso en perspectiva y con el equipo sano durante todo el año, puede ser algo que realmente sea para temer”, sostuvo.

 ———————–

Más que un bate temible, Marcell Ozuna es un nuevo líder en San Luis

Associated Press

JUPITER, Florida — Marcell Ozuna se puso a bailar con la música que sonaba del parlante de Yadier Molina.

Comparó bates con Dexter Fowler. Su incesante risa se hace sentir como un rugido en el camerino.

No tardó mucho para que el nuevo integrante de los Cardenales se hiciera notar.

“Es una excelente persona”, señaló el lanzador y compatriota dominicano Carlos Martínez. “Somos sus aliados, yo y Yadi (Molina). Solo quiero que se ponga al día con lo que hacemos en este camerino. Ya está como en familia”.

La producción ofensiva de Ozuna fueron las razones obvias que despertaron el interés de San Luis por Ozuna, cediendo cuatro prospectos a los Marlins de Miami en diciembre por el jardinero de 27 años.

Pero los Cardenales valoran algo más que su poder al bate.

“Cuando hicimos las investigaciones de rigor, solo recibimos informes favorables sobre él en el camerino y eso es importante porque cada vez que firmas a un agente libre o tras a alguien en un canje quiere asegurar que tendrá una transición sin problemas en ese camerino, teniendo un impacto positivo”, comentó el gerente general John Mozeliak.

Ozuna mostró su calidad de inmediato. Los detalles de su sesión sabatina de bateo — en la que pidió lanzamientos de diversas velocidades y ubicación — no tardaron en llegar al manager Mike Matheny.

En la caja, la rutina de Ozuna contrasta con lo que Matheny a menudo ve en jugadores más jóvenes, que dan prioridad al tiempo de duración con sus swings en lugar de la calidad propia de la sesión.

“Tenía un programa bien específico”, dijo Matheny. “Fue diferente, pero con un objetivo. Tenía un objetivo de lo que quería sacar del mismo. Ese tipo de cosas son magníficas para todo jugador en nuestro campamento, que ellos puedan palpar y aprender, y muchos se adaptarán”.

La preparación de Ozuna le rindió dividendos el año pasado. Sus 37 jonrones y 124 carreras impulsadas representaron topes personales. Pero también fueron 12 y 42 más, respectivamente, de lo que un jugador de los Cardenales totalizó la pasada temporada.

Cuenta con la producción consistente para un cuarto bate que los Cardenales han carecido en temporadas recientes, propiciando que Matheny usara un término — “oportuno” — que ha quedado desfasado en los círculos de análisis estadísticos.

“Creo que es algo más que ser oportuno, es la consistencia de ver esos mismos turnos en cualquier situación”, dijo Matheny. “Se trata de esa mentalidad que tiene, de lo que buscan conseguir con cada lanzamiento. Y no afecta el turno que tengas en el orden al bate o cuántos corredores están en circulación. Eso parece ser su fuerte”.

No es lo único.

Ganador del Guante de Oro tras pasar del jardín central al izquierdo la pasada temporada, Ozuna es formidable a la defensa en los tres posiciones de los jardines. Junto al central Tommy Pham y Fowler en el derecho, la llegada de Ozuna le permite a San Luis contar con tres jardineros centrales en las praderas.

“Será entretenido ver esos batazos que amenazan con caer en los callejones y te encontrarás con jardineros que pueden llegarles muy rápido”, dijo Matheny. “Eso cambia la mentalidad de salir a lanzar en busca del contacto — el entender que esos callejones en el (estadio) Busch quizás no sean tan grandes. Eso es lo que anticipamos. Promete ser un formidable grupo de jardineros a la defensiva”.

———————-

Manny Machado contento por jugar en el campo corto

 

 

Associated Press

SARASOTA, Florida — Manny Machado llegó el sábado a los campos de entrenamiento de los Orioles de Baltimore y se mostró listo para enfrentar un cambio. De posición, por supuesto.

¿Qué hay de un posible cambio de equipo? El estelar toletero no quiere pensar en eso.

En los últimos meses han circulado todo tipo de rumores de canje en torno al infielder de 25 años, y Baltimore dejó claro que Machado, que puede convertirse en agente libre después de esta campaña, estaría disponible por el precio adecuado.

“En un momento estuve un poco triste” por los rumores de canje, dijo Machado. “Gracias a Dios no pasó nada y pude volver y ver a mis compañeros, con los que llevo siete años. Estas vacaciones han sido una gran experiencia, me ayudaron a crecer, y ahora voy a olvidarme de eso y voy a prepararme para estar listo para este año”.

Los Orioles no hallaron un socio ideal para realizar una transacción, y ahora Machado, que ha jugado en la tercera base casi toda su carrera en las mayores, pasará al campocorto, su posición preferida y en la que comenzó a jugar de niño y hasta las menores.

Machado se convirtió en antesalista cuando Baltimore lo ascendió a las mayores en agosto de 2012.

El descendiente de dominicanos le dejó saber al equipo que quería regresar al campocorto después que el veterano torpedero de Baltimore, J.J. Hardy, se fue del equipo como agente libre.

“Es mi posición natural, creo que ahí es donde mejor me puedo desempeñar”, comentó. “Sé que mucha gente se pregunta, ‘¿será que es más valioso allí?’ Más dinero. No se trata del dinero, no se trata de que vaya a firmar un contrato por 20 años. Eso es lo que me gusta, eso es lo que siempre quise hacer”.

“Vine a este mundo para jugar como campocorto en las mayores. Finalmente (el manager Buck Showalter) y la organización de Baltimore me dieron la oportunidad para jugar y exhibirme en esa posición”, agregó.

Machado, elegido en tres ocasiones al Juego de Estrellas como tercera base, ha ganado dos Guantes de Oro en esa posición. La temporada pasada bateó .259 con 33 jonrones y 95 remolcadas.

Machado probablemente sea uno de los agentes libres más cotizados después de esta temporada, y los rumores de canje podrían reavivarse si los Orioles no arrancan bien la temporada.

“No debe ser una distracción”, afirmó. “Yo no trabajo en las oficinas ejecutivas. No soy agente. Yo juego pelota. Eso es lo único que sé hacer. Francamente, es lo único que sé hacer, salir a jugar a la pelota, contestar las preguntas y hacer lo mío”.

 —————————-

Aaron Sánchez, pieza esencial de la rotación de Azulejos

Associated Press

DUNEDIN, Florida — Los Azulejos de Toronto saben que para aspirar a los playoffs, necesitan que el pitcher Aaron Sánchez esté totalmente sano.

Sánchez fue elegido al Juego de Estrellas en 2016, cuando tuvo marca de 15-2 y 3.00 de efectividad. Sin embargo, el derecho estuvo en la lista de lesionados en cuatro ocasiones el año pasado por ampollas en el dedo del medio de su mano de lanzar.

Sánchez terminó con récord de 1-3 y 4.25 de efectividad, y no lanzó después del 19 de julio.

“Sanchie, fue una pieza importante que nos faltó”, comentó el manager John Gibbons. “Venía de un año en el que tuvo el título de ERA (efectividad). Así que es vital que lance este año si es que vamos a hacer algo importante. Ojalá que no sea un problema recurrente”.

Sánchez realizó 34 lanzamientos el sábado en su segunda sesión de bullpen de los campos de entrenamiento.

“Luce bien, se siente bien”, afirmó Gibbons. “No hay señales de ampollas. Para ser un tipo que básicamente se perdió el año entero, luce bastante bien”.

Sánchez es parte de una rotación que incluye a Marcus Stroman, J.A. Happ y los mexicanos Marco Estrada y Jaime García. El último pactó el jueves un contrato por un año y 10 millones de dólares.

“Las lesiones afectaron nuestra rotación el año pasado”, dijo Gibbons. “Afectan a cualquiera”.

Toronto utilizó 14 abridores en 2017 y terminó con marca de 76-86, para ocupar el cuarto puesto en la División Este de la Liga Americana. Tan solo Stroman y Estrada realizaron al menos 30 aperturas.

“Creo que es una de las mejores (rotaciones) en el béisbol”, dijo García. “Hay mucho talento. Tienes a algunos de los mejores lanzadores jóvenes del béisbol y un par de tipos veteranos como yo que pueden competir”.

 —————————

Dustin Pedroia afronta su rehabilitación con tranquilidad

Associated Press

FORT MYERS, Florida — Dustin Pedroia sabía que esto pasaría después de operarse una rodilla durante las vacaciones. El intermedista de los Medias Rojas no estará en la alineación de Boston al comenzar la temporada de Grandes Ligas por primera vez en 12 años.

El infielder de 34 años fue sometido a una cirugía de restauración de cartílago a fines de octubre, y se espera que no pueda jugar hasta mayo. Pedroia también está consciente que el procedimiento era necesario para su vida después del béisbol.

“Creo que mentalmente estoy concentrado en la rehabilitación y trato de hacerla lo mejor posible”, dijo Pedroia el sábado a las afueras del camerino de la sede de pretemporada de los Medias Rojas.

“No pienso en el futuro. Es un proceso, hay que cumplirlo. Si no cumples con el procedimiento, entonces te metes en problemas”, agregó.

Pedroia jugó apenas 105 partidos la temporada pasada debido a problema con la rodilla, y bateó .293 con siete jonrones y 62 remolcadas.

Al terminar la temporada pasada, consultó a algunas personas y sabía lo que tenía que hacer.

“Ya no siento dolor. Creo que por eso era tan importante operarme”, indicó. “De no haberlo hecho, sería un problema. La rodilla no me duele como el año pasado, cuando dolía tan solo de caminar. No es divertido vivir así”.

Pedroia fue operado en Nueva York y empezó la rehabilitación cerca de su casa en Arizona. Dijo que habló con jugadores de la NBA que han tenido operaciones similares.

“Sigo emocionado y listo para todo”, afirmó. “Sencillamente tengo que mirar el ámbito general y estar seguro que pueda seguir saludable el resto de mi carrera. Es algo importante”.

 —————————-

A Don Mattingly “le encanta el reto” de la reconstrucción de los Marlins de Miami

MLB.com

JUPITER – Ha estado parado detrás de una jaula de bateo en uno de los campos traseros detrás del Roger Dean Chevrolet Stadium, muy cerca de Mike Pagliarulo, un viejo compañero suyo en los Yankees, quien junto a Don Mattingly está viendo a algunos muchachos desconocidos, y de quienes quizás nunca oirás, batear al final de la mañana, bajo el sol de la Florida.

Ha habido demasiadas noticias en el transcurso de la temporada baja y previo al inicio de los Entrenamientos de Primavera sobre todos los movimientos efectuados por Derek Jeter, otro ex jugador de los Yankees y el nuevo director ejecutivo de la franquicia de Miami, que a su vez terminó desmantelando a los Marlins. Pero Mattingly aún continúa como manager de la novena de Miami. Mientras que la organización comienza un proceso con la esperanza de que al final del camino dé resultados tal como sucedió con los Astros, será Mattingly quien estará en el dugout y en el terreno de juego. Y el mismo Mattingly deberá hacerse de la vista larga mientras los Peces comiencen a perder partidos a corto plazo.

“Lo miro de esta forma”, expresó Mattingly recostado sobre una verja. “Nos han dado una oportunidad para comenzar desde cero. Me han dado a mí un nuevo comienzo, como el que recibes con un equipo en expansión”.

Mattingly nunca estuvo en el momento indicado con los Yankees. Él llegó al equipo en los años 80, justo después de una época en la que Nueva York ganó dos Series Mundiales y participó en dos más. Y aunque hubo un momento, en la cúspide de su carrera, en que fue seleccionado como el mejor beisbolista por jugadores en una encuesta en el diario New York Times, Mattingly es el mejor Yankee en no haber jugado un Clásico de Otoño. Y jugó en una sola postemporada, cinco juegos en la Serie Divisional de la Liga Americana contra los Marineros en el 1995, justo antes de que anunciara su retiro por problemas en la espalda.

Luego de todo el tiempo que esperó para jugar en octubre, Mattingly lució muy bien en la SDLA, bateando para .417 con 10 hits, de los cuales cuatro fueron dobles y uno fue jonrón. Y tuvo seis remolcadas. Además, dirigió a los Dodgers antes de ser contratado por los Marlins, pero nunca llegó a una Serie Mundial mientras fue capataz de los azules, a pesar de ostentar un récord de 446-363 en la temporada regular. Ahora está a punto de iniciar su tercera campaña como manager de los Marlins, equipo al que de alguna forma llevó a tener un récord de 77-85 la temporada pasada, el año luego de que el cubano José Fernández, el lanzador estrella del equipo y la cara de la organización más que Giancarlo Stanton, falleciera en un accidente en bote en Miami.

Ahora con Stanton, el dominicano Marcell Ozuna, Christian Yelich, Dee Gordon y hasta el muchacho que se vestía de “Billy the Marlin” fuera del equipo, lo que resta es mirar hacia el futuro.

Le dije a Mattingly, “bueno, tu timing es mejor que nunca”.

A lo cual asentó con su cabeza.

“Creo que Derek tiene un plan y los dueños tienen un plan que quieren ejecutar”, comentó Mattingly. “Seguiremos con ese plan y construiremos algo aquí, desde abajo hacia arriba, que todos creamos que será duradero”.

Sus palabras te hacen querer creer en Jeter. Y en particular quieres creer en Mattingly, quien siempre ha sido un profesional del béisbol con clase, como jugador y manager. Alguien que nunca se quejó aun cuando su carrera fue acortada por problemas en la espalda, que lo llevaron al retiro a los 34 años de edad. Mattingly finalmente se sentó al lado de Joe Torre y aprendió cómo ser un manager. Los Yankees contrataron a Joe Girardi en lugar de Mattingly cuando Torre dejó de dirigir al equipo del Bronx luego de la temporada 2007. Torre se fue a los Dodgers. Mattingly se fue con él. Cuando los Dodgers regresaron a una Serie Mundial, Mattingly ya estaba en Miami.

Pero luego de vivir una vida en el béisbol en que Mattingly ha estado en el lugar correcto en el momento equivocado, él está convencido de que debe estar trabajando para Jeter y con estos muchachos esta temporada.

“Lo que [los Marlins] estaban haciendo en el pasado no estaba encajando”, mencionó. “Y luego perdimos a José, quien no sólo era la cara de la franquicia, sino era su pasión, era casi el corazón palpitante. Era el momento adecuado para este tipo de cambio.

“Derek y yo venimos del mismo lugar, y no me refiero sólo a los Yankees. A él le encanta el reto de lo que estamos tratando de hacer aquí. A mí me encanta el reto. Sentimos lo mismo. Ahora depende de mí y de nuestro cuerpo de instructores comenzar a dejar el tipo de huella correcta”.

Mattingly siempre fue un ganador con los Yankees, cuando ya estaba de salida, Jeter estaba de entrada. Es curioso ver cómo estas cosas funcionan. Ahora dos viejos Yankees están a la espera de perder juegos en Miami.

“En el fondo de mi corazón, creo que estoy exactamente donde se supone que tengo que estar”, expresó Mattingly, “y que terminaremos exactamente donde queremos”.

Quizás no sea la forma de apostar en Miami. Es la forma de apoyar, mientras Jeter y Mattingly tratan de hacer las cosas de la manera correcta.

 ——————————–

El dominicano Fernando Abad firma contrato de liga menor con los Filis

MLB.com

Los Filis anunciaron que han firmado al zurdo dominicano Fernando Abad a un contrato de liga menor que incluye una invitación a los entrenamientos del equipo grande.

Jesse Sánchez de MLB.com informó que el acuerdo incluye una opción mútua para el 2019.

Abad tuvo foja de 2-1 con efectividad de 3.30 en 43.2 innings de labor por los Medias Rojas en el 2017. En ocho temporadas como ligamayorista, ha registrado promedio de carreras limpias de 3.65 en 317.2 episodios.

Abad, de 32 años de edad, competirá por un puesto en el bullpen de Filadelfia. Tiene hasta el 22 de marzo para ser agregado al roster de los Filis, De lo contrario, se convertirá en agente libre.

 ———————————-

Gigantes firman al zurdo agente libre Tony Watson

MLB.com

SCOTTSDALE, Arizona – Los Gigantes han acordado un contrato multianual con el zurdo Tony Watson. El club confirmó la contratación el sábado, aunque los detalles del convenio no fueron divulgados de inmediato.

El serpentinero de 32 años de edad dividió la temporada del 2017 entre los Piratas los Dodgers, quienes lo adquirieron en un canje en julio. El zurdo hizo 11 presentaciones por Los Ángeles en la postemporada, incluyendo cinco de manera consecutiva entre los Juegos 2 y 6 de la Serie Mundial.

Watson, quien fue convocado al Juego de Estrellas por la Liga Nacional en el 2014, tiene foja de por vida de 33-17 con 30 aperturas como ligamayorista.

 ——————————

Indios dan contrato de liga menor al jardinero veterano Rajai Davis

MLB.com

Rajai Davis vuelve con los Indios. El jardinero veterano ha firmado un contrato de liga menor con Cleveland que incluye una invitación a los entrenamientos del equipo grande.

Davis, de 37 años de edad, bateó .249 con 12 jonrones y 48 remolcadas por los Indios en el 2016, temporada en la que encabezó la Liga Americana con 43 bases robadas en 134 juegos. En dicha campaña, el guardabosque conectó uno de los jonrones más memorables en la historia de la Tribu, un batazo en el octavo inning de la Serie Mundial contra el cubano Aroldis Chapman que empató el partido.

En el 2017, Davis registró promedio de .235 con cinco cuadrangulares, 20 carreras producidas y 29 estafadas en 117 juegos entre los Atléticos y los Medias Rojas.


El veterano Chase Utley renueva por dos años con los Dodgers

 

MLB.com

GLENDALE, Arizona – El infielder agente libre Chase Utley ha firmado un contrato de dos años para volver con los Dodgers de Los Ángeles.

Utley, de 39 años de edad, compartió el rol la segunda base el año pasado con Logan Forsythe.

En 127 juegos de temporada regular por Los Ángeles en el 2017, Utley bateó .236 con un OPS (porcentaje de embasarse más slugging) de .728.


Tomado de: LasMayores.com

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.