Fiebre Barranquillera-Misión Imposible

27/07/18
07:30 am

Por el miembro del Club: “Leones de la MD”
Rubén Darío García Caballero
 

 

Llegamos con la mochila llena de sueños e ilusiones, llena de esperanza y de deseos de triunfo, llena de optimismo y confianza. Llegamos a la puerta de oro con ideas de mantener el primer lugar histórico, de evitar que México y Colombia nos sobrepasaran. Pero con el paso de los días los sueños se fueron convirtiendo en pesadillas, la esperanza nunca pasó por aquí y el optimismo fue poco a poco mermando. La obtención de la cima del medallero, esa que se cansaron de asegurar Becalli y su piquete de que la lograríamos, parece a día de hoy y a 7 jornadas del final de la fiesta centro-caribeña una misión imposible.

México ha tenido una (para no ser absoluto) de las mejores actuaciones de su historia en cuanta cita multideportiva ha ocurrido. Tras concluir una fecha tan importante como la de este 26 de julio la delegación azteca nos saca en la tabla general de preseas más de 40 pergaminos dorados ¡Mas de 40! Nos dobla en esa categoría y a medida que pasan los días las distancias van en aumento. Aún no llega el boxeo, el atletismo ni la lucha, pero quizás entre estos 3 bastiones de la historia de nuestro movimiento deportivo no se llegue ni a las 35 medallas de oro. Y los aztecas no se van a retirar de los juegos, ni va a desaparecer por arte de magia ni va a regalarles medallas a los demás países. No estamos muertos aún, pero el velorio ya se está preparando. Más me temo que tendremos que rezarle mucho a nuestra Virgen de la Caridad del Cobre para que ocurra un milagro y aparezcan de golpe y porrazo los títulos que hagan desaparecer una desventaja tan grande.

Yo fui uno de los que pensé en que si se podía mantener el primer lugar histórico, que a pesar de las circunstancias nuestros atletas seguirían siendo los reyes de la región. No quise oír la voz de muchos que avizoraban este desenlace y me quedé en el pasado, estancado en ese hermoso pasado que no volverá. Y me doy cuenta de lo errado que estaba pensando que en Centroamérica y el Caribe, parafraseando a Julio Iglesias, la vida seguía igual, cuando en realidad, parafraseando a otros grandes de la canción como lo son Gente de Zona, la vida, hace un largo tiempo, ya cambió.

 

 

 

3 comentarios

    • juan bermudez en 27 julio, 2018 a las 4:03 pm
    • Responder

    Artículo divertido y triste pero más real que la buena vida de nuestros principales dirigentes deportivos. Rubén, la vida en centroamérica continúa igual, busca el cambio en otro lugar y no estarás errado. Saludos.

    • Amaurys Sánchez R. en 27 julio, 2018 a las 4:55 pm
    • Responder

    Yo fui uno de los que creo que envié un comentario aqui en la MD en que decía que ojalá lo alcanzáramos de todo corazón y por el bien de nuestro movimiento deportivo pero que lo veía díficil. Lo que si creo es que donde la vida sigue igual es aqui y no se emplean los métodos modernos de preparación que incluye hasta la sabermetría y scauteo (perdonen si está mal escrito), etc. Nos hemos estancado en todo y los países de nuestra área geográfica se han desarrollado. Ahora estamos a punto de (todavía con suerte) alcanzar el 2do lugar en la pelota donde el pronóstico era el primer lugar. Para ello se inventó una largísima preparación y que trajo consigo que llegaran fuera de forma nuestros peloteros sobretodo los bateadores. Se dice que ahora se lucha por obtener la clasificación panamericana. En este torneo del beisbol no participan los peloteros de renombre y calidad que hay en el área y vean que ni así se obtiene el torneo. En cuanto a ganar los juegos está casi descartado que se logre pero nada no hay de qué preocuparse porque la vida sigue igual…

    • El Loko en 27 julio, 2018 a las 9:23 pm
    • Responder

    Crónica de una muerte anunciada…..solo que pensé que era la patria del Gabo, Colombia y no México, el ejecutor, pero esto se veía venir, pero como dice Don Julio Iglesias, “La vida sigue igual”. allá y aquí, a no ser que la nueva dirigencia se “preocupe” más por el deporte y remueva los cimientos de la Ciudad Deportiva……

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.