MLB; Combo de noticias: Los jugadores de posición lanzan cada vez más en las Grandes Ligas + Cinco equipos que necesitan clasificar este año, sí o sí

4/08/18
01.01 am

Kike Hernández hizo el tipo de historia que nadie quiere hacer al permitir jonrón de oro

 

 

Associated Press
 

DENVER — Para pedir a un relevista hace poco, el manager de los Cachorros Joe Maddon ni siquiera tuvo que señalar hacia su bullpen. Nada más tuvo que apuntar hacia su primera base.

El lanzador de turno: Anthony Rizzo.

En una tendencia al alza esta temporada, la presencia de jugadores de posición en el montículo ha sido más frecuente para evitar el desgaste de los relevistas en partidos con pizarra abultada o como última alternativa.

Al iniciar la jornada del viernes, se habían registrado 49 apariciones de 39 peloteros de posición (sin incluir a Shohei Ohtani, quien habitualmente se desempeña como pitcher y bateador designado). Ambas cifras representan récords en la era de la expansión desde 1961, según el Elias Sports Bureau.

“Es chévere estar allí y hacer algo que uno no hace todo el tiempo”, dijo Jordy Mercer, campocorto de los Piratas, quien fue taponero e infielder para Oklahoma State pero nunca ha lanzado en las mayores pese a que ha pedido hacerlo. “Tendrás la pelota en tus manos todo el tiempo”.

Durante un tiempo, Rizzo pidió que le permitieran lanzar. Su oportunidad llegó el 23 de julio, cuando los Cachorros perdían 7-1 ante Arizona con dos outs en la novena entrada. Maddon caminó tranquilamente y le lanzó a Rizzo un guante diferente – que no es para primera base – antes de enviarlo a jugar. Los fanáticos en el Wrigley Field vitorearon al escuchar la música de acompañamiento de Rizzo – que generalmente resuena cuando llega a la caja de bateo.

La melodía siguió sonando durante sus lanzamientos de práctica.

Un bateador, dos sliders – así es como estaban anotados en la lista . Tras un elevado, ahora Rizzo tiene una efectividad de 0.00 en su carrera.

“Él tuvo su oportunidad. Ya no quiero saber nada más”, bromeó Maddon.

Rizzo no ha sido el único que ha recibido la oportunidad de lanzar en la lomita. A continuación, una pequeña muestra de otros casos:

– El antesalista venezolano de San Francisco, Pablo Sandoval realizó 11 lanzamientos durante una entrada sin conceder hits ni carreras el 28 de abril contra los Dodgers.

Video: Must C Curious: Sandoval tosses perfect 9th inning

– Los Diamondbacks usaron a dos jugadores de posición en un partido. El infielder Daniel Descalso y el receptor Alex Avila lanzaron el 11 de julio, durante una derrota por 19-2 ante Colorado.

– Los Cachorros han enviado a cinco jugadores de posiciones al montículo en esta temporada. Aparte de Rizzo, han lanzado el puertorriqueño Víctor Caratini, Chris Gimenez, Ian Happ y Tommy La Stella . En dos ocasiones, han usado más de dos peloteros de posición para improvisar como pitcher en el mismo juego.

-Sin hacer un movimiento muy amplio en el brazo, el infielder de los Mets de Nueva York José Reyes debutó en el montículo de las Grandes Ligas el martes, cuando perdieron 25-4 ante Washington. El dominicano realizó 48 lanzamientos en una entrada y permitió seis carreras.

– La siguiente situación fue muy tensa: el utility Enrique Hernández, de los Dodgers de Los Ángeles, fue enviado a la loma en la decimosexta entrada el 24 de julio durante un partido contra Filadelfia y concedió el cuadrangular decisivo a Trevor Plouffe con un lanzamiento a 84 mph.

Video: Jose Reyes allows 2 HRs, then hits 2 HRs the next day

Todo sea por ayudar.

“Es como andar en bicicleta”, dijo Avila tras lanzar dos entradas sin conceder ni una anotación. “No estaba tratando de hacer algo especial, solo quería asegurarme de que estaba tratando de ponchar y eso es todo”.

Una cosa es cierta: Ningún bateador quiere que lo retiren cuando un jugador de posición se convierte momentáneamente en relevista. Pero es un desafío estar allí y enfrentar a alguien que lanza a una velocidad fuera de lo común, como el slider de Rizzo, de 62 mph, la curva de 69 mph que el infielder de Tampa Bay Daniel Robertson lanzó el 7 de abril contra Boston, o la recta de cuatro costuras que el infielder de Minnesota Willians Astudillo tiró contra Tampa Bay el 14 de julio.

“Soy un bateador. Se supone que tengo que batear una de las bolas que él me lanza”, dijo Hernández. “Es un poco difícil cuando el pitcher está lanzado la bola por debajo de la zona de bateo. Eso nunca es entretenido. A menos que uno conecte un vuelcacercas”.

Algunos jugadores de posición no pueden ser enviados al montículo, dado el peligro potencial de que se lesionen el brazo.

La historia de José Canseco sigue siendo una advertencia. El jardinero de los Rangers de Texas lanzó contra Boston el 29 de mayo de 1993, y luego se quejó de que le dolía el brazo. Terminó operado del codo derecho.

Lo gracioso es que muchos jugadores piden que los pongan de pitchers – hasta que se presenta la oportunidad.

“Todos hablan de lo buenos que son lanzado y cuando me he acercado a un par de ellos y les he dicho, ‘OK’. De pronto se les seca la boca y no pueden ni escupir”, dijo Hurdle. “Dicen, ‘Mira, necesito practicar más’. ¿Si? Hace una semana no necesitabas practicar”.


Cinco equipos que necesitan clasificar este año, sí o sí

MLB.com
 

Hay algunos equipos para los que la carrera por la postemporada es una fiesta, un recorrido feliz que nadie esperaba que hicieran. Si los Piratas o los Atléticos se quedan fuera de los playoffs es seguro que jugadores, directivos y fanáticos quedarán decepcionados, pero no será el fin del mundo. Lo que han hecho hasta ahora es mucho más de lo que cualquiera pudo haber esperado de ellos.

Pero para cinco conjuntos, no llegar a octubre sería un rotundo desastre, una oportunidad perdida para un equipo que se lo jugó todo. Aquí presentamos las cinco novenas que tienen más en juego en estos dos meses finales.

1. Dodgers
Con todo el ruido que han estado haciendo los Dodgers, y con la cantidad de talento que tienen, cualquiera podría pensar que tienen cinco juegos de ventaja en la División Oeste de la Liga Nacional. Pero no es así. El viernes con ventaja de 1.0 sobre los Diamondbacks. Desde que adquirieron a Manny Machado, su foja es de 8-6, y lo que les viene no es fácil: la revancha contra los Astros el fin de semana, seguido por una gira de seis contra Atléticos y Rockies. Los Dodgers siguen siendo los favoritos para ganar la división. Parecen estar armados. Pero todavía no han logrado nada. ¿Se imaginan si quedan fuera de la postemporada un año después de llegar al Juego 7 de la Serie Mundial? ¿Después de buscar a Machado?

2. D-backs
Arizona es un equipo más viejo de lo que muchos piensan. Sólo uno de sus regulares, Nick Ahmed, es menor de 29 años. Eso significa que se les está acabando el tiempo. La sistema de liga menor ha mejorado, pero falta un par de temporadas antes de que se pueda comenzar a recoger los frutos. A.J. Pollock y Patrick Corbin serán agentes libres este año, y Paul Goldschmidt lo será después de la campaña entrante. El núcleo de este equipo se va a ir, o se va a volver muy costoso. Arizona parecía ser el beneficiario de los problemas de los Dodgers al principio del 2018, pero los de Los Angeles se recuperaron y no se van a ninguna parte. Los D-backs podrían lucir muy distintos en pocos meses. Más les vale clasificar y buscar ese anillo de una vez.

3. Cerveceros
Los Cerveceros se movieron mucho en la temporada muerta, trayendo a Lorenzo Cain y a Christian Yelich, y ha resultado: Están un solo juego del primer lugar en la División Central de la Nacional y encabezan la lucha por el Comodín de la liga. Milwaukee tiene la quinta sequía más larga de playoffs en las Mayores, y claramente ha invertido fuerte para ponerle fin a esa situación. Los Cerveceros no fueron capaces de conseguir a un abridor durante la temporada de cambios sin waivers. Sí tienen mucho poder en el cuadro interior, pero también algunos problemas para alinear un buen equipo defensivo. Quedarse fuera de la postemporada en la última semana por segunda campaña corrida sería demasiado para una de las mejores, y menos valoradas, fanaticadas del béisbol.

4. Marineros
Los Marineros tienen la sequía más extensa sin ir a los playoffs de cualquiera de las cuatro ligas grandes del deporte profesional en los Estados Unidos, y la ventaja de ocho juegos que tenían en la carrera por el Comodín de la Liga Americana el 3 de julio desapareció por completo. Seattle tiene un equipo viejo, caro y que probablemente haya jugado un poco por encima de su verdadero talento. Esta será seguramente la última oportunidad clasificar antes de que se produzcan cambios serios en la nómina. Si los Marineros no llegan a la postemporada este año, ¿cuándo lo harán? Se le rompe el corazón a uno de sólo pensar en lo que vivirán sus fanáticos si se quedan cortos.

5. Nacionales
Aquí está en juego una era completa del equipo y la reputación de toda la directiva. Quedarse con Bryce Harper (y otros posibles agentes libres) el 31 de julio fue probablemente lo correcto, pues los Nacionales no querían ser el equipo que cambiara a la figura central del béisbol en Washington por los últimos seis años. Sin embargo, fue un riesgo. Y más que eso, un voto de confianza para un equipo con todo el talento del mundo pero que no termina de jugar al tope de sus capacidades. El equipo ha torturado a sus fanáticos por años, llegando hasta octubre para luego no poder pasar de la primera ronda. Si en el año del todo o nada se quedan fuera de octubre, ¿qué pasará después? Bueno, este equipo todavía debe de estar bien en el 2019, con Max Scherzer, Stephen Strasburg, Trea Turner y el dominicano Juan José Soto al frente. Pero no será fácil recuperarse del descalabro que significaría perderse los playoffs.


Mike Trout vuelve a ausentarse debido a una contusión en la muñeca derecha

MLB.com

CLEVELAND – El manager Mike Scioscia y el resto de los Angelinos volvieron a estar sin Mike Trout el viernes.

Trout, quien abandonó el partido de Los Angeles-Anaheim el miércoles contra los Rays debido a una contusión en la muñeca derecha, fue excluido del lineup de los Angelinos por segundo día consecutivo el viernes para el encuentro entre los “Serafines” y los Indios.

Este es apenas el tercer juego que se ha perdido en el 2018 Trout, cuya condición es calificada como “día a día”.

Trout se lesionó de la muñeca al deslizarse el miércoles ante Tampa Bay. En la presente campaña, lleva promedio de .309, OPS de 1.083, 30 jonrones y 21 bases robadas en 109 encuentros.

 

Tomado de: LasMayores.com

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.