Un gran Agüero le dio la Community Shield al City + Silva definió el triunfo del honor del Milan vs a los suplentes del Barça

5/08/18
2:13 pm

 

 

La temporada futbolística en Inglaterra arrancó este domingo en el mismo escenario en el que cerró la anterior: el icónico estadio de Wembley, donde el Chelsea y el Manchester City, campeón el primero de la FA Cup y vencedor el segundo de la Premier League, disputaron la Community Shield (0-2).

La Supercopa inglesa se mantiene fiel a la tradición y a Londres. A diferencia de lo que sucede en España, Italia o Francia, por ejemplo, donde los títulos se disputan fuera de sus fronteras (Marruecos, Arabia Saudí, China), la Community Shield sigue inamovible en la capital británica.

Aunque está en juego el primer título de la temporada, los entrenadores tradicionalmente aprovechan el duelo para dar los últimos retoques y hacer las últimas probaturas antes del comienzo de la Premier League el próximo fin de semana.

El City de Pep Guardiola, con la base que le hizo campeón el pasado curso y con dos años ya de trabajo a sus espaldas, no tuvo excesivos problemas para deshacerse de un Chelsea todavía en construcción, en el que Maurizio Sarri lleva trabajando apenas unas semanas.

El preparador italiano abandonó definitivamente el 3-5-2 de su predecesor, Antonio Conte, y apostó por el característico 4-3-3 que tan buenos resultados le dio en el Nápoles. El centrocampista Jorginho, hasta ahora único fichaje de los ‘Blues’, fue el encargado de llevar el timón en un centro del campo con Fàbregas y Barkley.

Además del volante ítalo-brasileño, otra novedad en el XI fue la presencia del joven Hudson-Odoi, uno de los estandartes de la ‘generación dorada’ de canteranos del Chelsea. El extremo, en su debut en Wembley, fue uno de los más destacados.

Por su parte, Guardiola mantuvo la base del pasado curso, aunque salió de inicio con su fichaje más rutilante, el argelino Riyad Mahrez, y con la perla de la cantera, el inglés Phil Foden.

Pero fue Agüero el que decidió. El argentino decantó la balanza muy temprano, cuando todavía no se había cumplido el minuto 13. Foden atacó la defensa y cedió al ‘Kun’ en el balcón del área, donde, con todo el tiempo y ante la pasividad de Rüdiger y David Luiz, controló con la derecha, se pasó el esférico a la zurda y superó a su compatriota Caballero con un disparo raso y seco.

El gol 200 del punta con la casaca del City adelantaba a los de Manchester y alejaba del título a los londinenses, que siguen malditos y han perdido sus últimos cinco partidos por la Community Shield -no ganan desde 2009, cuando derrotaron al Manchester United por penaltis-.

El choque, más propio de un duelo de pretemporada, fue un monólogo de los ‘Citizens’, que tuvieron ocasiones de sobra para golear. El ritmo fue ‘descrecendo’ a medida que pasaban los minutos y sólo varias intervenciones de mérito de Caballero evitaron que los de Sarri se marcharan de Wembley con un saco de goles.

Agüero, que poco antes había marrado incomprensiblemente un uno contra uno, sentenció el partido en el minuto 58, cuando recibió un pase entre líneas de Bernardo y batió con un derechazo por bajo a Willy.

El carrusel de cambios y el 0-2 que reflejaba el luminoso mermaron el ya de por sí lento ritmo del encuentro, sólo animado por algún destello de alguno de los tantos canteranos que se están jugando un puesto en las plantillas de cara al próximo curso. No se volvió, sin embargo, a modificar el marcador y el City, con un claro triunfo por 0-2, arrancó la temporada con su primer título bajo el brazo.


Silva definió el triunfo del honor del Milan

 

 

El joven delantero portugués André Silva marcó en el tiempo de descuento el gol con el que Milan venció por 1-0 a FC Barcelona en el tercero y último partido para ambos equipos dentro de la novena edición del torneo de la Copa Internacional de Campeones.

Silva aprovechó un pase del marfileño Franck Kessié y superó al arquero alemán del Barcelona, Marc-André Ter Stegen, que había salido en la segunda parte.

El resultado no reflejó en absoluto lo sucedido en el terreno de juego del Lewi’s Stadium de Santa Clara (California), donde el dominio por parte del Barcelona fue completo al tener más la pelota, generar el mejor fútbol en el centro del campo y crear las ocasiones más claras de gol.

Estas comenzaron en el minuto uno del partido después de que los capitanes de ambos equipos, Sergi Roberto, por el Barcelona, y Alessio Romagnoli, por el Milan, habían sorteado el campo.

Precisamente sería el gran juego de Roberto en el centro del campo, como cerebro del equipo, lo que hizo que el Barcelona saliese dominador y El Haddadi Munir en la primera acción del partido pusiese en apuros al arquero italiano Gianluigi Donnarumma, que se vio obligado a meter la mano para enviar la pelota a córner.

A los 36 minutos, el brasileño Arthur estuvo cerca de conseguir otro golazo como el que logró en el primer partido de la gira frente al Tottenham, cuando en un tiro directo obligó a Donnarumma a estirarse para impedir el gol.

Malcom protagonizó alguna jugada de brillantez y, en el minuto 40, lanzó un disparo potente para estrellar el esférico con violencia en la madera de la base del poste izquierdo.

Pero todavía faltaba otra oportunidad más antes de que acabase la primera parte, que tuvo de nuevo Munir, cuando en el minuto 42 aprovechó una recuperación en la zona de ataque y disparó potente de pierna izquierda para que la pelota se fuese ligeramente desviada del palo derecho.

Nada cambió en la segunda parte, con un Milán muy encerrado en torno a su área y un Barcelona al que le costó también encontrar espacios.

Como se esperaba, los cambios efectuados por ambos entrenadores hicieron que el partido perdiese intensidad y las oportunidades de gol también desaparecieron.

La primera que llegó en la complementaria fue a los 56 minutos cuando Malcom recibió la pelota en el vértice izquierdo del área y el brasileño no se lo pensó dos veces para disparar potente y obligar a Donnarumma a forzar el córner.

La primera del Milan llegó en el minuto 69 tras un disparo de Suso a la media vuelta y la pelota llegó a los guantes de Stegen, sustituto de Jasper Cillessen, que salió de titular.

Barcelona tuvo la penúltima del partido en el 85 con el joven Richard Puig de protagonista, tras poner una pelota picada al defensa portugués Semedo, que no acabó de rematar.

Luego llegaría de nuevo Riqui, el más activo en la segunda parte, el que estuvo a punto de anotar cuando se cumplía el minuto 90.

Cuando todo parecía que el ganador iba a decidirse por penales, Silva cambió los planes con el gol que valió el triunfo al Milan y con el que salvó el honor en el torneo al conseguir la primera victoria después de haber perdido los dos primeros partidos, ante Manchester United en la tanda de penales (8-9) tras concluir el tiempo reglamentario con empate a 1-1, y 0-1 frente a Tottenham.

Barcelona también acabó con un triunfo, el que consiguió en la serie de penales (5-3) frente a Tottenham, después de acabar el tiempo reglamentario 2-2 y fue goleado (2-4) por Roma.


Posiciones International Champions Cup

POS Team PJ Dif. PTS
1 Tottenham Hotspur 3 +4 7
2 Borussia Dortmund 3 +3 7
3 Arsenal 3 +4 6
4 Liverpool 3 +2 6
5 Juventus 3 0 5
6 Manchester United 3 -2 5
7 Internazionale 2 +1 4
8 AC Milan 3 0 4
9 Real Madrid 2 +1 3
10 Lyon 2 0 3
11 Chelsea 2 0 3
12 Bayern Munich 3 -1 3
13 AS Roma 2 -1 3
14 Benfica 3 -1 3
15 Manchester City 3 -1 3
16 Paris Saint-Germain 3 -5 3
17 Atlético Madrid 2 -1 2
18 Barcelona 3 -3 2

 

Tomado de: ESPN

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.