MLB; Combo de noticias: Yankees le rindieron homenaje al equipo campeón de 1998. ¿Qué es un error en el béisbol? Y MUCHO +

19/08/18
00:25 am
 

 

 
Associated Press
 

NUEVA YORK — Mariano Rivera, Andy Pettitte y Jorge Posada regresaron el sábado al Bronx para la celebración por los Yanquis de Nueva York de su equipo campeón de la Serie Mundial de 1998.

Darryl Strawberry y el ex manager Joe Torre también asistieron a la ceremonia antes del partido de los Yanquis contra los Azulejos de Toronto. Derek Jeter no pudo hacer el viaje porque era el primer cumpleaños de su hija Bella, pero envió un mensaje de video para los fanáticos.

Jeter, siempre visible en las ceremonias en el Yankee Stadium, no ha hecho una presentación pública para su antiguo equipo desde que fue nombrado director ejecutivo de los Marlins de Miami.

Los Yanquis de 1998 finalizaron la campaña regular con una marca de 114 victorias — entonces un récord en la Liga Americana — y añadieron 11 más en la postemporada, para un total histórico de 125. Nueva York barrió a los Padres de San Diego en la Serie Mundial.

Los Cachorros de Chicago de 1906 tienen la marca de la Liga Nacional, con 116 victorias, pero perdieron con los Medias Blancas en la Serie Mundial. Los Marineros de Seattle fijaron una nueva marca para la Americana, con 116 victorias, en el 2001, pero fueron eliminados en cinco partidos en la serie de campeonato del circuito por los Yanquis.

De los 11 equipos en la lista histórica de más victorias en una sola temporada regular, Seattle es el único que no ha llegado a la Serie Mundial.

La impresionante campaña de 1998 para los Yanquis “ni fue la cosa grande para mí”, dijo Rivera. “Las siguientes 11 victorias fueron lo grande. Seattle ganó 116, pero no ganó el campeonato. La campaña existió, pero quedó olvidada”.

Y ese es el reto para los Medias Rojas de Boston en momentos en que amenazan con imponer una nueva marca de victorias. Los miembros de los Yanquis de 1998 dicen que eso no significa mucho sin un título.

“A fin de cuentas, si no ganas, no te acuerdas”, dijo Posada.

Boston, líder de las mayores, arrancó la jornada el sábado con una marca de 87-36. Necesitan 30 victorias en los últimos 39 partidos para batir la marca.

“Son un gran equipo. Han estado jugando muy bien”, dijo Torre, que fue el piloto de los Yanquis por 12 temporadas, ganando cuatro Series Mundiales. “Pero te digo una cosa, cuando llegas a la postemporada, hay mucha presión. Como lo prueba el caso de Seattle en el 2001, tienes que recordarle a la gente lo que hicieron, porque no fueron a ninguna parte. Ganaron la división, pero no nos vencieron”.


 

 

José Altuve iniciará una asignación de rehabilitación el domingo

MLB.com
 

OAKLAND – El intermedista de los Astros, José Altuve, tiene previsto iniciar una asignación de rehabilitación con Triple-A Fresno el domingo. El manager de Houston, AJ Hinch, indicó que es posible que el venezolano se reintegre al lineup del equipo grande la próxima semana en Seattle.

Altuve lleva fuera de acción desde el 25 de julio por molestias en la rodilla derecha. El oriundo de Puerto Cabello batea .329 con porcentaje de embasarse de .292, nueve jonrones y 46 remolcadas en 104 partidos por Houston esta temporada.

“Ha sido difícil para mí”, dijo Altuve. “Todo el mundo sabe que esta es la primera vez en mi carrera que caigo a la lista de lesionados. Me gusta venir a jugar. Me divertí viendo a estos muchachos jugar. Lo que hacen es impresionante”.


 

 

Chris Sale cae de nuevo en la lista de lesionados de Medias Rojas

Associated Press

BOSTON — Los Medias Rojas de Boston colocaron al estelar abridor zurdo Chris Sale en la lista de incapacitados de 10 días por segunda vez en casi tres semanas a causa de una inflamación en el hombro izquierdo.

Sale había salido de la lista para una sola apertura el domingo pasado, ponchando a 12 en cinco entradas rumbo a una blanqueada contra los Orioles de Baltimore. Eso extendió a 28 su cadena de innings sin permitir carreras.

Sale, de 29 años y uno de los favoritos para el Cy Young en la Americana, dijo que la inflamación era menor que la que sufrió la vez previa.

Sale tiene un récord de 12-4, con promedio de carreras limpias permitidas de 1.97. En sus últimas siete salidas presenta una foja de 6-0 y efectividad de 0.20.

Para tomar su puesto en la nómina, el equipo subió de Triple-A a Brandon Workman.


 

 

Cinco jugadores y sus herramientas que impactarían en el Este de la Liga Americana

MLB.com
 

Desde el épico poder de Giancarlo Stanton hasta la impenetrable defensa de Jackie Bradley Jr., todos los días hay cosas emocionantes pasando en la División Este de la Liga Americana.

Los fanáticos seguramente están al tanto del talento de esos dos jugadores. Pero cada equipo tiene al menos un jugador con una habilidad que sobresale.

Este es un repaso a los jugadores con la herramienta más capacitada para cambiar un juego en cada equipo.

Azulejos

El jugador y su herramienta: El sinker de Ryan Borucki

Por qué es importante: El zurdo novato ha tenido un gran arranque con los Azulejos. Ha permitido dos carreras limpias o menos en seis de sus nueve aperturas, y es el único pitcher de Toronto esta temporada que ha lanzado al menos ocho innings sin permitir una carrera. Borucki utiliza su sinker más del 60% de las veces y su habilidad para mantener la bola por el suelo le ha dado mucho éxito. En una temporada en la que los Azulejos ya están pensando en cómo construir el futuro, Borucki se ha afianzado como un nombre a seguir.

Su gran momento esta campaña: Se llevó su primera victoria en las Grandes Ligas al tirar ocho entradas y permitir una carrera sucia contra los Marineros el 3 de agosto.

Orioles

El jugador y su herramienta: El cambio de Alex Cobb

Por qué importa: Cobb era un lanzador de dos pitcheos a principios de campaña y eso se estaba mostrando en sus cortas aperturas y dificultad para contener a los rivales. El derecho finalmente se está sintiendo con el cambio y lo está tirando mucho.

Video: BOS@BAL: Cobb limits Red Sox to 2 runs over 7 strong

Su gran momento esta campaña: Cobb retiró a 10 en fila el 7 de agosto, limitando a Tampa Bay a sólo dos hits en los últimos seis actos de una joya de siete innings.

Rays

El jugador y su herramienta: El poder de Jake Bauers

Por qué importa: Los Rays han tenido problemas para conseguir bateadores de poder. Bauers tiene 22 años y podría convertirse en una pieza clave por años, gracias a su poder al bate, una habilidad que podría aumentar con el tiempo.

Su gran momento esta campaña: El 24 de junio, Bauers abrió el 12do inning contra Chasen Shreve de los Yankees y conectó su segundo jonrón de la temporada, que les dio a los Rays una victoria de 7-6 dejando en el terreno a Nueva York.

Medias Rojas

El jugador y su herramienta: La defensa de Bradley

Por qué importa: Bradley atrapa lo que sea en el jardín central, dándoles la confianza a los lanzadores de Boston para retar a los bateadores. Bradley pareciese tomar un gran brinco ante cada elevado o línea, y además tiene velocidad y brazo por encima del promedio. Hay pocos jugadores más divertidos de ver jugando en los jardines que Bradley.

Su gran momento esta temporada: El 29 de julio hizo una de las mejores atrapadas de esta campaña en un juego contra los Mellizos, al capturar una línea de Bobby Wilson que parecía un doble seguro entre el jardín central y el izquierdo.

Video: NYY@BOS: Bradley Jr. makes a leaping grab at the wall

Yankees

El jugador y su herramienta: El poder de Stanton

Por qué importa: El poder de Stanton es merecedor de un puntaje de 80 en la escala de los scouts, y sigue dejando bocas abiertas enre fanáticos y compañeros de equipo, que frecuentemente se juntan cerca de la jaula de bateo para ver al cañonero haciendo sus prácticas. Con Aaron Judge en la lista de incapacitados, la presencia de Stanton es crucial para un equipo que en algún momento prometió ser la tortura de los lanzadores rivales.

Video: Giancarlo Stanton batea su HR 31

Su gran momento esta temporada: Stanton fue bautizado como un “verdadero Yankee” el 20 de junio, cuando pegó un jonrón de oro contra Ryan Cook de los Marineros en el Yankee Stadium, coronando la remontada en un juego que llegaron los Yankees a estar perdiendo por 5-0.


 

 
 

¿Qué es un error en el béisbol? Hay que analizarlo bien, con razonamiento y lógica

MLB.com

“Usted tiene que hacer algo BIEN para cometer un error; incluso si la pelota es bateada directamente a usted, pues significa que para empezar estaba ubicado en el lugar correcto”.

Bill James escribió esas palabras en 1977, hace más de 40 años, en el primer “Baseball Abstract”. En muchos sentidos, como escribió Michael Lewis en su famoso libro “Moneyball”, fue en aquel ensayo donde James empezó a encontrar su voz. En aquellos días, el error era algo sagrado. Era la única manera de medir la habilidad defensiva de un pelotero. Más que eso, era una obviedad que se trataba de la forma correcta de hacerlo.

“¿Qué tan buen fildeador es ese muchacho?”

“No lo sé. ¿Cuántos errores cometió el año pasado?”

Ustedes ya saben esto, pero vamos a volverlo a pasar. La defensa en aquellos días se consideraba una tarea binaria: Usted hacía la jugada o no la hacía. Imaginémonos un rodado al campo corto. Si el torpedero hace el out, fantástico, bien por él, alguien quizás le ponga una estrellita en su hoja de anotación.

Pero si el shortstop no hace la jugada, entonces alguien en el palco de prensa – el “anotador oficial”-determina si DEBIÓ haberla hecho. El anotador utiliza métodos como experiencia, instintos, les pregunta a los periodistas que estaban al lado y, cuando está disponible, revisa la repetición antes de tomar la decisión. Si considera que la jugada era imposible de hacer, o que el fildeador no podía hacerla con un esfuerzo normal, entonces se da un hit.

Pero si el anotador determina que el short debió hacer la jugada, se le carga un error a éste. En ese momento, toda la lógica del béisbol tiene que ser tirada por la ventana para cargarle toda la culpa al campocorto. Al bateador se le acredita un out, aunque no hizo un out. Si luego anota, la carrera no se le carga al pitcher, a quien simplemente se le considera como un testigo inocente que nada tiene que ver con esa anotación. Y si hay dos outs, entonces TODAS las carreras anotadas después del error no irán a la cuenta del lanzador.

Vaya que nos aseguramos de que el fildeador sea castigado por su error.

Así fue por un siglo. Entonces, Bill James y otros le dieron una mirada al asunto y pensaron, “Bueno, esto es lo más estúpido que he visto en mi vida”.

“Un error”, escribió James, “es sin excepción la única estadística reconocida en el deporte que en realidad no es más que lo que un observador piensa que ha debido hacerse. Es un juicio moral, realmente”.

Es un juicio moral. Pero el error ha sobrevivido. No lo tomamos tan en serio como en el pasado -la mayoría de nosotros, en todo caso-pero todavía los contamos, seguimos viendo la pizarra cada vez que hay una jugada dudosa para saber cómo la anotaron, y continuamos discutiendo si un hit debió ser anotado error o un error debió ser hit.

El 10 de agosto -como escribió nuestro colega David Adler y se discutió ampliamente en Fangraphs-vimos lo que ha debido ser el último error que se anote en la historia. No será el último que se anote porque la historia exige que los sigamos contando y porque hay personas a las que les gusta el error y no les gustan los cambios. Pero lo sucedido fue un claro ejemplo de lo absurdo que es el concepto de error.

La jugada en cuestión la protagonizó Jackie Bradley Jr., el jardinero central de los Medias Rojas. Ya todos deberíamos saber esto sobre Bradley: Es mágico. Esa es la mejor palabra para describirlo.

Aquel día, entonces, Caleb Joseph de los Orioles pegó una línea entre el jardín central y el derecho, ante la que Bradley partió con un gran brinco. Reaccionó rápido y leyó bien hacia dónde iba la bola. Viendo los números de Statcast™, tuvo que trasladarse 80 pies en 4.2 segundos. Eso puede que no les diga nada a ustedes, pero esto sí: Statcast™ estima que las posibilidades de que un jardinero de Grandes Ligas cubra todo ese terreno en tan poco tiempo son del 6%. E incluso así, Bradley le llegó a la bola. Para ser honesto, le llegó con facilidad.

¿Cómo? Porque cuando se analizan en Statcast™ la velocidad de reacción, la ruta que tomó y la velocidad que alcanzó, básicamente hizo la jugada perfecta. La única forma en la que un jardinero podía llegarle a esa bola era haciéndolo a la perfección. Es posible que haya un reducido grupo de patrulleros en el béisbol que sean capaces de llegarle a la pelota, y ninguno de ellos podría llegarle siempre a tiempo. Fue una cosa casi milagrosa. Pero Bradley es tan bueno tomando esos saltos, y ejecutó tan bien la jugada, que la hizo ver como rutinaria.

Y entonces, una vez estaba bajo la bola, la perdió. Y le anotaron error, ese mismo que ya dijimos debería ser el último en anotarse en la historia.

“¿Han debido darle error?”, le pregunté a un amigo.

“Es difícil saber”, respondió. “Yo diría que sí, sin embargo. Le llegó y no se estaba cayendo, ni nada”.

“Sabes que la probabilidad de hacer esa atrapada era del 6%, ¿no?”, le dije.

“Oh”, me contestó. “Entonces quizás no”.

La verdad es que cuando se trata de la defensa, uno ve lo que ve. Vemos a alguien haciendo una jugada tirándose de cabeza y creemos que fue una maravilla incluso si tuvo que lanzarse porque tomó una mala ruta o reaccionó tarde. Mientras tanto, vemos a tremendos jardineros como Bradley o Lorenzo Cain o Kevin Kiermaier hacer una jugada en plena carrera y pensamos, “Bonita jugada, sí”, cuando muchas veces es en realidad un lance fenomenal, un out que otro jardinero no hubiese hecho. Ahora mismo, si usted le muestra la jugada de Bradley a otra persona, seguramente no va a creer que haya sido algo increíble. La hizo ver tan fácil que es complicado darse cuenta de lo extraordinaria que fue.

Sobre eso fue que empezó a escribir Bill James hace 40 años. Y aquí estamos todos estos años después. Vienen y le dan un error a alguien en una jugada que un guardabosque de Grandes Ligas no hubiese hecho el 94% de las veces. Quizás sea hora de hacer las cosas de otra manera.


 

 

Marcus Stroman a la lista de incapacitados por ampolla

MLB.com

El manager John Gibbons dijo el sábado que los Azulejos tienen previsto colocar al diestro Marcus Stroman en la lista de incapacitados de 10 días por una ampolla en la mano de lanzar.

Aunque no es oficial, Gibbons indicó que Thomas Pannone tomará el lugar de Stroman en el roster y abrirá el miércoles ante los Orioles.

El viernes, por tercera vez en sus últimas cuatro salidas, Stroman estuvo lanzó cinco innings o menos en una derrota ante los Yankees por 7-5 en un juego abreviado por lluvia.

“Su ampolla volvió a darle problemas otra vez”, dijo Gibbons. “Lo estaba fastidiando y lo afectó un poco”.


 

 

El cerrador de los Dodgers, Jansen, espera volver al bullpen

Associated Press
 

SEATTLE — El cerrador de los Dodgers de Los Ángeles, Kenley Jansen, espera que los médicos le autoricen lanzar en algún momento de la próxima semana.

Jansen hizo el viernes alrededor de 20 lanzamientos durante una sesión de bullpen, al continuar con su carga de trabajo ligera luego de ser colocado la semana pasada en la lista de lesionados por una arritmia cardíaca. Dijo que se siente bien y tiene la esperanza que sus médicos le autoricen a volver al bullpen de los Dodgers cuando se reúnan el lunes.

El relevista de 30 años comentó al inicio de esta semana que es probable que necesite otro cateterismo en su corazón luego de la temporada (el derecho se sometió a una operación similar en 2012). La semana pasada, cuando fue colocado en la lista de lesionados, se proyectó que Jansen se perdería de cuatro a seis semanas. Jansen señaló que no ha tenido síntomas o reacciones a los medicamentos en la última semana.

“Espero que dirán (que estoy) listo para ir. Tengo cruzados mis dedos para el lunes”, indicó Jansen. “Veremos si eso sucede. Eso sería genial, que pudiera volver y ayudarnos a regresar a la competencia e ir adonde queremos ir”.

Jansen ha experimentado varios problemas cardíacos en el pasado. Le recetaron anticoagulantes en 2011 y se perdió un mes. A la siguiente temporada, fue baja tres semanas con un problema similar.

Dijo que su último incidente ocurrió en el hotel del equipo en Denver. Luego de desayuno, sintió que su corazón empezó a temblar y eventualmente llamó al teléfono de emergencias 911. Jansen fue transportado a un hospital, donde recibió choques eléctricos para regresar a un ritmo cardiaco normal.

Jansen tiene 32 salvamentos, empatado con Wade Davis, de Colorado, por el liderato de la Liga Nacional. Los Ángeles empezaron el día un juego detrás del primer lugar de la División Oeste de la Nacional, Arizona.

 
 
 

Tomado de: LasMayores.com

 

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.