MLB; Si yo fuera gerente general de los Phillies y de los Bravos……

5/12/18
9:58 PM

 

 

 

Los Philadelphia Phillies protagonizaron en el 2018 una de las más agradables sorpresas de todas las Grandes Ligas, a pesar de terminar con récord negativo de 80-82.

Equipo en pleno proceso de reconstrucción, los Filis mantuvieron una pulseada durante los primeros cinco meses del calendario regular con los sorprendentes Atlanta Braves en la división Este de la Liga Nacional.

Y aunque en septiembre sufrió un colapso que lo sacó de cualquier posibilidad de avanzar a la postemporada, Filadelfia mostró herramientas y hambre para ir por más en el 2019.

Con los refuerzos que tomaron los Bravos para tratar de repetir su título divisional, los Filis están dispuestos a abrir de par en par su billetera para conseguir incluso a los dos agentes libres más cotizados de los que están disponibles en el mercado.

Si yo fuera el gerente general de los Phillies…

1.- Firmaría a Harper o a Machado, pero no a ambos

Supongamos que Bryce Harper y Manny Machado consigan un contrato de 350 millones de dólares cada uno.

Comprometer 700 millones en dos jugadores es un riesgo demasiado alto que podría hipotecar el futuro de la franquicia.

O uno o el otro, pero los dos al mismo tiempo es peligroso para un equipo que aún tiene fresco en su memoria el desastre que significó el pacto de Ryan Howard por 125 millones, cuyo peso hace apenas un año que lograron sacarse de encima.

En dependencia de cuál de los dos contratara, haría el resto de los movimientos para reforzar el equipo.

2.- Si el contratado es Machado, reforzaría los jardines y canjearía a Maikel Franco

Los jardines de Filadelfia están necesitados de un bate de poder, para acompañar al venezolano Odúbel Herrera y el regreso de Rhys Hoskins a su posición original de la primera base, tras el canje del dominicano Carlos Santana a los Seattle Mariners.

Michael Brantley sería ese guardabosques (cruzando los dedos para que se mantenga saludable), para encargarle la custodia del ala izquierda.

Y como hasta el momento los Filis sólo tienen comprometidos unos 80 millones en salarios para el 2019 y hay dinero para gastar, buscaría a un patrullero derecho, que podría estar entre Nick Markakis y el venezolano Carlos Gonzalez.

Con la llegada del quisqueyano Jean Segura en el cambio por Santana, le daría a Machado la custodia de la antesala y buscaría algo a cambio del también dominicano Maikel Franco, quien a pesar de su potencial, no ha logrado cumplir con sus expectativas.

3.- Si el elegido es Harper, insistiría en Brantley y buscaría a Wilson Ramos

Michael Brantley seguiría siendo una prioridad. Imaginen unos jardines con él en el izquierdo, Herrera en el central y Harper en el derecho. De lujo. Punto.

Pero entonces, el ya no harían falta Markakis o CarGo y ese dinero lo destinaría a reforzar la receptoría con el venezolano Wilson Ramos, quien ya estuvo con el equipo en la parte final de la temporada 2018.


Si yo fuera gerente general de los Bravos…

 
  •  

 

Algo tienen que saber los Atlanta Braves para darle 23 millones de dólares a Josh Donaldson.

A los 33 años, Donaldson no es aquel Jugador Más Valioso de la Liga Americana del 2015, que se entregaba con una intensidad tal que provocaba odio en los rivales.

Pero de estar saludable (tuvo un 2018 para el olvido) podría retomar su paso del 2017, cuando despachó 33 vuelacercas en sólo 113 juegos con los Toronto Blue Jays.

El mismo día que llegó Donaldson a los Bravos, el equipo anunció la firma del receptor Brian McCann, quien debutó precisamente con Atlanta en el 2005 y asistió a siete Juegos de las Estrellas con ese uniforme, antes de pactar como agente libre en el 2014 con los New York Yankees.

Al igual que el antesalista, la mayor preocupación en el caso de McCann gira en torno a su salud, pues en las dos temporadas que pasó con los Houston Astros (2017 y 2018) solamente pudo participar en 97 y 63 juegos, respectivamente.

Para eso está entonces Tyler Flowers, quien tendrá un tiempo de juego superior al que normalmente tiene un cátcher de reserva.

Si yo fuera el gerente general de los Bravos, buscaría…

1.- Un as para encabezar la rotación de abridores

El colombiano Julio Teherán ha sido el abridor del juego inaugural para los Bravos por los últimos cinco años.

Pero Teherán no acaba de consolidarse como una superestrella del montículo, como ese as que lidere una rotación de abridores jóvenes como Sean Newcomb, Mike Foltynewicz y Touki Toussaint, así como el más experimentado Kevin Gausman.

¿Madison Bumgarner? No sería una mala idea, aunque en el intercambio con los San Francisco Giants haya que incluir a Toussaint, ya con experiencia en Grandes Ligas, y al joven derecho Ian Anderson, de 20 años, primera selección del draft amateur del 2016 que en 119 innings entre clase A y AA permitió sólo 87 hits, con dos jonrones, con 149 ponches y 49 boletos.

2.- Movería a Ronald Acuña Jr. al jardín derecho

El Novato del Año de la Liga Nacional en el 2018 es joven y atlético, perfectamente adaptable a otras posiciones.
Aunque jugó 101 de sus 108 partidos en el jardín izquierdo, yo lo movería al derecho, para aprovechar su mayor desplazamiento.

Entretanto, acomodaría a Adam Duvall en la pradera izquierda, la posición que ha defendido en 404 de 459 juegos de su carrera en las Mayores.

3.- Un cerrador: Craig Kimbrel

El dominicano Arodys Vizcaino es un lanzallamas que ha ocupado el puesto de cerrador desde finales del 2015, aunque sus números no lo colocan entre la élite de esa función.

En esos tres años y fracción ha conseguido apenas 49 rescates en 61 oportunidades, con 12 salvamentos desperdiciados y una efectividad de 3.03.

Sus opciones se han visto limitadas por lesiones y en realidad, sería más efectivo en el papel de set up man, preparándole la mesa en el octavo episodio a un cerrador que venga a liquidar las acciones en el noveno.

El mejor disponible en el mercado es Craig Kimbrel, quien al igual que McCann, comenzó su carrera con los Bravos, para los que salvó los primeros 186 rescates de los 333 que ya suma en su trayectoria.

Dado que Atlanta es un equipo con casi todas sus necesidades principales cubiertas, merece la pena meterse la mano en el bolsillo para conseguir a un cerrador de élite.

 

Tomado de: ESPN

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.