Barcelona no falla en La Liga: ¡Messi suma otro estadio a su colección goleando con 37!

5:59 pm

 

 

Barcelona se impone al Girona en duelo de la jornada 21. Getty Images

 

BARCELONA (Jordi Blanco, corresponsal) — El líder sumó tres puntos más, enlazó su octava jornada ganando para tomar velocidad de crucero y, como advirtió Valverde en la víspera, descontó una fecha hacia su objetivo de conquistar la Liga. El Barça derrotó al Girona (0-2) en Montilivi el partido anunciado en Miami… Y a la vista de lo sucedido en el césped, los aficionados americanos se libraron de un verdadero tostón.

Sin brillantez ni soltura hasta que Arthur Melo entró en el campo, ya avanzada la segunda mitad, el Barcelona ganó en modo funcionario, afortunado al marcar Semedo el 0-1 en el primer remate a puerta a los 9 minutos, salvado por Ter Stegen y Piqué antes del descanso y empujado por el gol definitivo de Messi, que acabó con la esperanza de un Girona con ganas pero sin definición.

Plantado en el terreno con un centro del campo de más músculo que toque, el Barça quiso tomar el protagonismo a partir de la fortaleza imprimida por Vidal y Rakitic, pero chocó con un Girona al que Eusebio le ha reforzado el gusto por el toque, la presión y el atrevimiento.

El marcador, cruel, indica que con esta derrota el conjunto rojiblanco suma ya ocho jornadas sin ganar y se acerca peligrosamente a la zona de descenso, pero el fútbol, simple, muestra que es un equipo que merece más de lo que obtiene. Tal como podría decirse que ocurrió este domingo, cuando se marchó al descanso perdiendo sin merecerlo y no abandonó la discusión futbolística hasta que, rozándose la hora de partido, Valverde vio la luz y metió a Arthur Melo para gobernar el desaguisado que era el Barça.

FIN

No tardó ni un instante el brasileño en tomar los mandos del juego, en mover el balón con suavidad, combinar con sencillez y devolver la solidez al Barça, que anda esperando a Coutinho con cada vez menos esperanzas y va sumando puntos por inercia.

La inercia provocó que con Arthur la historia cambiase y que más lógico en su apuesta el Barça se sacase los nervios de encima, fuera ganando terreno al Girona y acabase por sentenciar su victoria, a la carrera, eso sí, en una contra que definió con majestuosidad Messi tras la asistencia, una más, de Jordi Alba.

Penalizado desde hacía muchos minutos el Girona por la expulsión de Bernardo, a los de Eusebio ya no les alcanzaba el físico para perseguir el balón que mimaba con más calma que brillantez el Barça, que fue dejando pasar los minutos. Hasta consumar su octavo triunfo consecutivo en la Liga.

¿Brillantez? Resultados. Ese fue el mejor y más claro argumento del líder en Girona.


Posiciones Primera División de España

POS Equipo PJ Dif. PTS
1 Barcelona 21 +37 49
2 Atlético Madrid 21 +19 44
3 Real Madrid 21 +8 39
4 Sevilla FC 21 +14 36
5 Alavés 20 -1 32
6 Getafe 21 +7 31
7 Valencia 21 +4 29
8 Real Betis 21 -1 29
9 Real Sociedad 21 +1 27
10 Eibar 21 -4 26
11 Athletic Bilbao 21 -4 26
12 Levante 21 -8 26
13 Real Valladolid 21 -5 25
14 Gerona 21 -5 24
15 Espanyol 21 -11 24
16 Leganés 21 -6 23
17 Celta Vigo 21 -3 21
18 Rayo Vallecano 20 -12 20
19 Villarreal 21 -8 18
20 Huesca 21 -22 12

 


Messi suma otro estadio a su colección

play

 

 

BARCELONA — Leo Messi concretó la victoria del Barcelona en Girona, anotando el 0-2 definitivo, y de esta manera sumó un nuevo estadio de Primera División, el 37, en el que anota. En Montilivi había jugado la pasada temporada, no consiguiendo marcar, y con el gol de este domingo acabó por convencer al Girona de la imposibilidad de igualar el marcador.

Messi, a quien aún le falta por estrenarse en el Metropolitano del Atlético de Madrid y en Huesca (donde no ha jugado nunca), solamente no fue capaz en el pasado de marcar en un partido de Liga en el Ramón de Carranza (Cádiz), Chapín (Xerez), Carlos Belmonte (Albacete), Los Pajaritos (Numancia) y Nueva Condomina (Murcia).

Lo que además conquistó Leo en Girona fue una marca que se le resistía desde la temporada 2012-13. Marcó el crack por séptima jornada consecutiva, lo que no ocurría desde entonces… Cuando anotó en 19 partidos de Liga consecutivos, que fueron 21 teniendo en cuenta que entre tanto estuvo ausente en cuatro encuentros.

19 goles en 21 jornadas de Liga, Messi, sin destacar especialmente por la brillantez de su actuación, volvió a ser protagonista indiscutible en la victoria de Girona, el partido que debía jugarse en Miami… Y que acabó por jugarse en España.

Presuntamente ausente en algunos tramos del partido y mirando con desconfianza el juego de un Barça muy plano futbolísticamente en la primera mitad, al capitán le supo a gloria el ingreso de Arthur Melo para dar la vuelta al argumento del partido, recuperar la pelota y pasar de dominados a dominadores.

Fue a partir de ahí que el semblante de Messi, marcado de cerca y paciente con la imagen del juego hasta entonces, cambió a mejor. Buscó la asociación con Arthur, comprobó como el equipo acortaba distancias en el césped y, de pronto, ya no era aquel grupo estirado y sin solución de continuidad.

El cambio dio a pensar en que al Girona, perjudicado por la expulsión de Bernardo por acumulación de amarillas en una decisión que después provocó la amarga queja de Eusebio (“el árbitro debió sopesar más esa jugada ya que no le mostró la 2ª amarilla a Busquets”), ya no le alcanzaría para evitar ese octavo triunfo liguero del Barça.

Y fue Messi quien, en plena resurrección futbolística del equipo, sentenció el triunfo azulgrana. Goleador implacable, absoluto récord histórico en la Liga, Leo Messi sigue sumando. Y explicándose a través de él lo que persigue el Barça.

 

Tomado de: ESPN

1 comentario

    • WAZ en 28 enero, 2019 a las 10:52 am
    • Responder

    Genial!!! Más records para La Pulga…y seguimos a diez!!!

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.