Kioene Padova suma “Dinamita” con Fernando Hernández

12:59 pm

 

El opuesto cubano, segundo mejor anotador de la Liga Italiana en la última temporada, ya confirmó su traspaso al Kioene Padova, procedente del Emma Villas Siena.

 

Fernando Hernández llevará su poderoso ataque a las filas del Padova. Foto: Tomada de Legavolley

 

El opuesto Fernando Hernández, uno de los voleibolistas cubanos de más alto cartel en el universo profesional, confirmó su fichaje por el club Kioene Padova de la Liga Italiana, donde jugó la última temporada con el Emma Villas Siena.

“Dinamita”, como le conocían desde sus tiempos en la selección nacional caribeña, se mudará al conjunto bianconero de cara a la campaña 2019-2020, en la cual, probablemente, tendrá más oportunidades de jugar partidos importantes dentro del circuito transalpino.

Padova culminó en la séptima posición durante la ronda clasificatoria de la Superlega con 40 unidades, fruto de 14 victorias en 26 presentaciones. Ese récord les valió para avanzar a cuartos de final, instancia en la que sucumbieron frente al Itas Trentino.

 

Fernando Hernández intenta superar la línea de bloqueadores del Lube Civitanova, integrada por sus compatriotas Osmany Juantorena (derecha) y Robertlandy Simón (centro). Foto: Tomada de Legavolley

 

“Vienen de una gran temporada, en la que han obtenido increíbles victorias contra equipos más destacados. Tendremos que mantener el gran trabajo realizado para continuar en esta línea. Creo que el entrenador y el personal han encontrado una total armonía con los jugadores, pero debemos esforzarnos porque el próximo campeonato será de la más alta calidad”, sentenció Hernández tras completar su fichaje.

El cubano viene de una gran temporada individual con el Siena, equipo que, en el orden colectivo, se hundió en las profundidades de la tabla (penúltimo lugar) con solo 17 puntos, tres victorias y 23 derrotas.

El zurdo fue uno de los pocos que se salvó de la hoguera. Acabó segundo entre los máximos anotadores del torneo (561 unidades), solo superado por el serbio Dusan Petkovic (590), y fue noveno en el servicio (40 aces), lista que comandó el también cubano Wilfredo León con 94 aces.

“Desde que empecé a jugar siempre he hecho mi mejor esfuerzo. Independientemente de mis números, lo más importante es el resultado del equipo. Los registros personales te motivan para mejorar, pero lo que importa es lo que obtiene el equipo. Lamento mucho que los resultados no hayan llegado con el Siena, porque era una formación que podía apostar fácilmente a los playoffs.

“Espero que Siena pueda regresar a la Superlega tan pronto como el próximo año, porque tanto el equipo como el público se lo merecen. Ahora comienzo desde aquí con un espíritu renovado, consciente de que cada experiencia es importante para crecer y con el deseo de dar lo máximo al Padova”, añadió el atacante caribeño.

En el Padova, Hernández tendrá el apoyo del experimentado acomodador Dragan Travica (32 años), quien suma diversos lauros individuales y colectivos en Italia, Rusia y Turquía desde su debut profesional hace casi 20 temporadas. Además, se les unirá el virtuoso japonés Yuki Ichikawa, compañero de Fernando en el Siena.

“Travica es un jugador de gran experiencia y muchas veces lo he enfrentado como un oponente. Además de su inteligencia técnica, en Padova ha confirmado que sabe cómo ser un punto de referencia para sus compañeros. Jugar con él será realmente emocionante”, puntualizó Fernando, quien le ha tomado el gusto el voleibol italiano.

En tres temporadas allí, “Dinamita” suma 74 partidos de Liga (22 con Molfetta y 26 con Piacenza y Siena), en los cuales ha anotado 1 565 puntos, con un 49.6 % de efectividad en el ataque y 151 aces.

Fernando Hernández integró la selección nacional cubana hasta el 2012, cuando salió como el gran señalado por la eliminación de Cuba en la última posibilidad de clasificación rumbo a Londres 2012. Después, en pleno periplo internacional de la escuadra antillana que participaba en la Liga Mundial, fue excluido del elenco por bajo rendimiento.

Antes de esos episodios amargos, “Dinamita” ganó el subtítulo en el Mundial del 2010, donde no tuvo un rol protagónico. Su estatus cambió para el 2011, primero con actuación determinante en la plata de los Panamericanos de Guadalajara 2011 y luego como máximo anotador de la Copa Mundial de Japón.

Tras separarse de la selección nacional cubana, jugó tres años en Japón con el JTEKT Stings, pasó a Italia par de temporadas y en el 2017 se fue al Halkbank Ankara turco, con quienes ganó el premio de Mejor Atacador de la liga.

Ahora, con 29 años, está en el tope de su carrera y se ha encumbrado en Italia desde el punto de vista individual, aunque todavía como deuda personal lograr un resultado relevante a nivel colectivo.

 

 

1 comentario

    • Janiel Izaguirre (Trinidad) en 10 junio, 2019 a las 3:21 pm
    • Responder

    Jugador de extrema calidad y una potencia en el servicio y en el ataque extraordinaria, seguro continuara en ascenso, calidad le sobra.

    Saludos.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.