¡Una jugada sorpresiva!

7:40 AM

 

Por el profesor y peñista honorifico: Juan A. Martínez de Osaba y Goenaga

 

 

Con respeto y admiración.

Los peloteros, en mayor o menor medida, conocen las reglas. Pero no se trata de dominar la mecánica diaria, sino de los múltiples resquicios de nuestro pasatiempo nacional. Debían estudiarse hasta la saciedad, así se evitan violaciones, tormentos y hasta broncas.

   Se apasionan cuando creen tener la verdad y discuten el strike hasta las últimas consecuencias. Saben que no es discutible, aunque sea un abuso. Pelean por una regla inexistente ante el juez, que se supone vive de ellas. Casi siempre pierden, aunque a veces los que deben ser imparciales, lucen parcializados y meten el delicado pie. ¡En el San Luis se han visto cada cosas!

Felicio García, un destacado jugador holguinero, que ponía el alma en cada partido, hace alrededor de dos décadas puso de pie el graderío. Sentados detrás de home mi hermano Catibo, Urquiola, Rogelio, el recordado capitán Vázquez y otros tantos, contemplamos la cósmica infracción de regla.

Lanzaba por nosotros el zurdo Alberto Torres Chacón, uno de los más corajudos. El hombre en turno conectó un larguísimo fly al jardín derecho, que engarzó el receptor Yosvany Madera en funciones de jardinero y Felicio arrancó desde la inicial, convencido de que sería un triple. No miró para nadie. Decidió que las cosas iban bien y en lugar de regresar a la inicial, siguió como un rayo hacia tercera.

Por poco choca con el coach y continuó para el plato. Más que jugador, parecía desbocado. Alguien lo hizo mirar al jardín derecho, cuando divisó que venía el tiro para doblarlo en primera. Tenía que evitar el papelazo. En fracciones de segundo decidió: “Paticas, pa’ qué te quiero”.

Con sus veloces piernas, se lanzó a la reconquista de la inicial. Al parecer se dijo “por aquí es más cerca…”, y avanzó por delante del pitcher, quien con las manos en la cabeza comenzó a protestar.–Habrase visto cosa igual. –Comentó alguien que ahora no distingo. –Esta es la mundial. –Dijo Alfonso.

   Momentos de silencio. Algunos presumieron una jugada apretada en primera. Hombre y bola llegaron juntos a la almohadilla. Juan Carlos Linares aceptó el tiro, después de estirarse como un camaleón y el árbitro, también en las nubes, cantó ¡out!

La gente no salía del asombro. El corredor quedó fuera por infracción de regla. Algunos, confundidos, trataron de aclarar lo bien claro. Entre sonrisas, abucheos y ciertas señales de tristeza ante el caído, el hombre abandonó la disputa y se fue, cabizbajo, hacia la cueva. Imagino cómo sería la discusión allí. El Reglamento dice que una vez salvadas las almohadillas, hay que retornar por el mismo camino, al lugar de partida.

En la pelota suceden cosas sorprendentes. He visto a otros estelares pasar al corredor que llevan delante y perder hasta un jonrón. Más de uno, entre los que me cuento, salimos al robo de una almohadilla ocupada. Los errores mentales cuestan caros, aunque propicien chispazos para robarse el show.

Y que conste, Felicio fue un magnífico jugador, de entrega absoluta a la camiseta. A la hora del retiro se convirtió en entrenador. Y más que eso, por su sapiencia, llegó a dirigir el equipo Holguín.

   Conclusiones: Así las cosas, el principal debió matar la jugada al instante. Juan Carlos no tenía que enredarse con el bateador, ni decidir el árbitro de primera. Momento solo para cruzarse de brazos y “disfrutar” algo que difícilmente se repita, sobre todo a ese nivel.

   Al mejor escritor se le va un borrón, dice el viejo refrán.¿Y por qué no a un excelente pelotero? Verdad de Perogrullo.

 

Juan A. Martínez de Osaba y Goenaga.

Julio de 2019.

 

 

 

 

 

25 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. Jajaja la metió al maizal Felicio, he visto muchas veces sobrepasar a un jugador sea con un HR, un batazo, etc,. pero esta de volver por delante del picher si que no jaja. Saludos profe.

      • Rojo de Metro en 11 julio, 2019 a las 9:39 pm
      • Responder

      Y que me dices de los umpires del juego, ja ja ja, si soy yo me muero de la verguenza. Parece que el Profe Osaba no conoce la famosa jugada exclusiva de un MD, que siendo el umpire de un juego, fildeo un role a segunda que pasaba por arriba del box, y como un relampago fustigó out al corredor de primera con su certero tiro arbitral a primera. Ja Ja Ja. El unico caso en el mundo capaz de competir con Felicio en su regreso a primera. Ja Ja Ja. Un umpie que fildea y saca out, y un corredor que corre las bases por donde le venga en ganas. El Profe vio a Felicio, y yo vi a ese estelear umpire MD fildeando y tirando a primera. No hay rumores en estos casos. Hasta el Profe Sené lo va a publicar en sus libro. Ja Ja Ja

      1. Oye hermano, esa jugada del MD es la récord mundial, verdad que la de Felicio se quedo chiquita, hasta se me había olvidado esa famosa jugada, verdad que ya mi memoria esta fallando, pero bueno te tenemos a ti para recordarlas jaja…El Club Leones de la MD todos fueron testigos y los del CNMBS también jeje…

        1. Jefe, deje la confabulación q usted es una persona seria…

          1. Pero si te defendí después lee, lee jejeje…

              • JGGG en 11 julio, 2019 a las 10:46 pm

              Ah, pues sí¡…El strike es para mí…jjjj

              • JGGG en 11 julio, 2019 a las 10:48 pm

              Estaré ausente hasta el lunes, celebrando mi cumple y Día de los Padres…en Playa Guanabo….Así q felicidades dobles para miííí´….¡

            1. Coño hermano te adelantaste tu mismo coño!!!! quería felicitarte hoy a las 12am. Igual te deseo que la pases súper junto a la familia, diviértete fuerte y no digas la edad ok jaja. Abrazo fuerte.

              • JGGG en 11 julio, 2019 a las 11:04 pm

              Es q ya la Calabacita me pasó por encima en su escoba…Tu sabes, estoy ya fuera de horario…jjjj…Gracias de todos modos, tu no olvidas nada y menos el onomástico de un padre-hermano o hermano-padre. Da igual… De todas maneras lo rsperaba por el cell…Me equivoco?
              Un abrazo.
              PD: ya estoy en la cama.

            2. Jajaja me conoces bien y si, a las 12 am al menos un SMS por si estas dormido lo veas a penas despierte. Oye ahora mismo apareció dos veces el “503”, pero igual ya se fue, uhuummmmm??? Ahhh Juan, las dos cosas me sirve, pero me gusto mas la primera combinación, padre-hermano. Abrazos y dentro de pocos seras un año mas viejo.

        • SIEMPRE NARANJA en 11 julio, 2019 a las 10:22 pm
        • Responder

        Oyeee Rojo y Daimir ese umpire MD no se daba cuenta ya que ha su edad sólo podía jugar de sea forma y no se aguantó jajaja….. el mismo lo sacó y lo cantó jajaja……

        Saludos a ambos desde Varadero…..un ABRAZO……

        1. Le dijiste viejo a ese hermano??? Aya tu cuando te lance un strike y te ponche para que veas que esa no es la única jugada que el puede hacer jeje. Abrazos y diviértete, pero ponte el pelo como Abdel jeje.

          1. Tú sabes¡

        2. Me consta q esa persona juega cualquier posición…y ahora q tiene ojos nuevos, pues más todavía…No quieran verlo corriendo las bases…Ni Usain Bolt le gana…jjj

      2. Deja el chuchuchú q de Fan No.1 vas a ir a parar a la cola como Fan No.100…JJJJJ

      • enrique15 en 12 julio, 2019 a las 8:08 am
      • Responder

      El beisbol está plagado de anécdotas graciosas, se debería hacer un concurso para que la gente publique las que recuerde, todo por el beisbol. Yo tengo algunas pero ahora mismo recuerdo una muy sencilla sobre un árbitro y otra que me sucedió a mí. Resulta que antes del triunfo de la Revolución un vecino de mi papá, un negro recio, alto y fuerte pero no de muchas luces, decidió meterse a “umpire”. En su primer juego se le da una situación compleja, bases llenas, el bateador en tres y dos, el pitcher lanza y el lanzamiento es dudoso. El hombre no canta, el bateador lo mira y él le dice (haciendo gestos con los brazos hacia el bateador) “Bueno, decide tú, decide tú” jajajajajaja. Por supuesto que lo botaron y más nunca pudo ampayar. La otra, bueno, tengo que empezar diciendo que yo era de los que cogía lucha jugando pelota, me ponía del carajo, lo reconozco. Yo me metía en el juego y no soportaba que la gente no hiciera lo mismo. Bueno pues estaba yo bateando, hombre en primera y saco un flaicito de foul por primera. El primera base se marea, estaba “toreando” y de pronto el jugador de mi equipo que estaba en primera, sale de la base y captura el fly elegantemente por delante del conrtario y cuando se da cuenta dice: “¡Ay, ñoooo!”. Doble play, por supuesto, jajajaja. Ya te imaginarás la que le armé a aquel muchacho, las venas del cuello se me deben haber puesto como un tubo mientras le decía: “¡Tú eres comem..! !Tú eres comem…!” Oiga ahora me da pena contarlo pero aquel muchacho no sabía donde meter la cabeza, jajaja

      1. Jajaja Enrique, la verdad que el cubano transpira beisbol hermano, eso mismo que tu cuentas de coger lucha nos sucede a todos los cubanos jugando, muy buena la anécdota del ampaya pero mejor la de tu compañero de equipo mejor, ese le gano a la de Juan cuando hizo de arbitro y el mismo recogió un rolling y saco out en primera jajaja, Es tanta las ganas de intervenir en el juego porque el cubano se mete dentro de verdad y no nacimos para perder que sin darnos cuenta hacemos jugadas como las contadas aquí jeje. Saludos amigo.

          • enrique15 en 12 julio, 2019 a las 11:05 am
          • Responder

          Bueno y ya que me embullé, aquí te va otra que le sucedió a mi hermano en los Panam del 91 y que publiqué ayer pero no salió. Los viejos míos rara vez íban ya al estadio, pero se entusiasmaron con el juego Cuba-EEUU (La casa de mis viejos está a unas pocas cuadras del Latino) y le pidieron a mi hermano que fuese con ellos. No sé si recuerdas cómo era para entrar a cualquier instalación en aquellos Panam tremendos, solo te digo que para ver jugar al equipo cubano de volley en la Polivalente de Plaza, unos primos mios y yo estuvimos sentados allí desde por la mañana y nos echamos los cuatro partidos previos, el día entero. Ese día el Latino se repletó y muchísima gente quedó afuera pero los viejos llegaron temprano, tanto que se sentaron detrás de primera, bajo techo. El viejo (que cuando daba una orden, todos boca abajo) le dijo a mi hermano: Búscanos unas pizzas que no vamos a estar toda la tarde sin comer nada. A regañadientes el brother fue y se metió la colasa aquella. Las gradas estaban a tope y seguía entrando gente. Mi hermano finalmente cogió sus pizzas y cuando fue a subir a las gradas… ¡habían cerrado las gradas! Por más que le suplicó al policía y le explicó que tenía asiento, que sus padres estaban esperándolo, nada, el tipo se mantuvo en sus trece, no cabía más nadie allá arriba, tenía que irse. Mi hermano se resignó y fue para la puerta de salida pero… cuál no sería su sorpresa cuando se encontró que tampoco podía salir del estadio pues como estaba aquello atestado de gente queriendo entrar, las puertas no se podían abrir. Jajajajajaja, por poco le da un ataque, tuvo que esperar a que comenzara el juego y caminara un poco para que la gente se convenciera de que no podía entrar y se fuera, para que liberaran la salida y él poder ir para la casa. Eso nunca se le ha olvidado, jajajajaja

          • Jorge en 12 julio, 2019 a las 11:13 am
          • Responder

          Saludos Daimir, En el periodico Escambray de hoy sale una entrevista con Cepeda, la concidero interesante.

          1. Si amigo, desde ayer la estoy esperando y ahora en casa no hay luz hace dos horas, apenas llegue la público. Saludos.

          • Dr. Reinaldo en 12 julio, 2019 a las 11:23 am
          • Responder

          Todos tenemos alguna guardada en la infancia….lo que pasa que la memoria no es buena para recordar….el cubano puede hacer como dice Enrique un libro de anécdotas…..buen fìn de semana, un abarzo para todos…

    • SIEMPRE NARANJA en 11 julio, 2019 a las 10:16 pm
    • Responder

    De verdad que se ven cada cosa jajaja….. me imagino la cara del lanzador..jajaj…

    Saludos profe desde Santa Clara…..

    • Dr. Reinaldo en 12 julio, 2019 a las 3:30 am
    • Responder

    JGGG, mis respecto para usted profe, millones de felicitaciones y mucha salud le deseamos mi esposa y yo desde Àfrica en su nuevo aniversario. Pase un buen fin de semana junto a su familia, nos vemos pronto. Un abrazo.

    • Pedro en 12 julio, 2019 a las 2:03 pm
    • Responder

    Juanito yo recuerdo bien esa jugada pues estaba en el estadio . saludos hermano
    El Fisico

  2. Las anécdotas del profe OSABA siempre excelentes. Esta con su vis cómica

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.