Juve tuvo a CR7 y a Higuaín pero venció con lo justo a Parma en el debut + La liga más complicada para la Juve de los últimos tiempos

10:25:41 PM

 

 

Juventus se estrenó este sábado con victoria 1-0 en el campo del Parma en la nueva temporada de la Serie A, en un partido decidido por un gol de Giorgio Chiellini que marcó el debut del entrenador Maurizio Sarri al frente del vigente campeón.

Higuaín se volvió a poner la camiseta de la Vecchia Signora. EFE

Tras encadenar el pasado mayo su octavo Scudetto consecutivo, Juventus tiró de experiencia y jerarquía para ganar su primer compromiso oficial de la temporada, en una tarde en la que el VAR anuló al portugués Cristiano Ronaldo la posible diana de la doble ventaja.

Sarri, que no estuvo en el banquillo a causa de una neumonía y que regresará a partir de la tercera jornada, apostó por el argentino Gonzalo Higuaín y el brasileño Douglas Costa de titulares junto a Cristiano en su primer once del año; y, aún sin tener mucho ritmo, su equipo le entregó los tres puntos.

Su filosofía de juego, hecha de un fútbol ofensivo y muchas combinaciones rápidas, todavía debe ser asimilada por un Juventus que sin embargo siempre estuvo en control del partido y lo desbloqueó a los 21 minutos.

Tras dos avisos de Cristiano, primero con un derechazo desde fuera del área terminado alto y luego con un cabezazo desviado, el vigente campeón se adelantó gracias a Chiellini, quien anticipó a la defensa y empujó el balón entre las mallas tras un remate raso al suelo del brasileño Álex Sandro.

El cuadro turinés cogió ritmo y saboreó durante algunos minutos el segundo tanto. En el 34, Cristiano recibió un balón de Douglas Costa, encaró a su compatriota y amigo Bruno Alves y fulminó al meta con un derechazo cruzado. Sin embargo, Douglas Costa tardó en ofrecer el balón a CR7, quien terminó en fuera de juego por cuestión de milímetros, algo que el VAR detectó para anular correctamente la diana.

El portugués, que encara su segunda temporada en Juventus, abrió los brazos mostrando su fastidio y buscó el gol con insistencia en la reanudación, aunque chocó contra dos grandes intervenciones del portero local, Luigi Sepe, que atrapó unos potentes disparos de pierna zurda.

Sarri, que estuvo en contacto con su segundo entrenador, Giovanni Martuscello, ordenó tres cambios en la segunda mitad y dio paso al francés Adrien Rabiot, incorporado gratis tras expirar su contrato con el París Saint Germain, al colombiano Juan Guillermo Cuadrado y a Federico Bernardeschi.

El argentino Paulo Dybala, que figura junto a Higuaín en la lista de las posibles salidas del club antes del cierre del mercado, estuvo los 90 minutos en el banquillo.

El único susto del encuentro para Juventus llegó en el 93, cuando el brasileño Hernani Azevedo rozó el poste con una gran falta directa desde los 25 metros.

Así, el cuadro turinés empezó su temporada con buen pie, en un año en el que debe defender su dominio italiano de la presión del Nápoles y de Inter de Milán.


 

Napoli derrotó a Fiorentina en un partido vibrante

 

Napoli y Fiorentina protagonizaron el partido más atractivo de la primera fecha de la Serie A hasta el momento. En un trámite vibrante con goles en ambos arcos, el equipo dirigido por Carlo Ancelotti se terminó imponiendo por 4-3 en el Estadio Artemio Franchi.

El chileno Erick Pulgar abrió el marcador de penal en el inicio del juego, pero Dries Mertens empató con un gran derechazo y Lorenzo Insigne dio vuelta el resultado antes del entretiempo, también con un remate desde los doce pasos.

Pulgar asistió a Nikola Milenkovic en el comienzo del segundo tiempo para que el Viola iguale 2-2, y a partir de allí comenzó a caer una catarata de goles en el partido. José Callejón le devolvió la ventaja a los visitantes, Kevin-Prince Boateng empató rápidamente y finalmente Insigne volvió a anotar para sellar el resultado final. Franck Ribéry ingresó para el conjunto local en los últimos minutos pero no pudo torcer la historia.

Napoli inició la Serie A con el pie derecho jugando como visitante y en la próxima fecha visitará al último campeón, Juventus. Por su parte, Fiorentina buscará sumar sus primeros puntos ante Genoa.


La liga más complicada para la Juve de los últimos tiempos

Arranca la Serie A y como viene siendo costumbre la Juventus es el gran favorito para levantar el Scudetto en la primavera del año que viene. El conjunto ahora manejado por Maurizio Sarri se ha llevado el trofeo en las últimas 8 temporadas de manera consecutiva y todos en el club apuestan porque no haya noveno malo. Sin embargo, la realidad es bastante diferente.

Por primera vez desde que la Juve arrancó esta trayectoria de imbatibilidad en el campeonato doméstico, los bianconeri cuentan con un técnico que se sale bastante de los canones establecidos en el fútbol italiano. La Juve ha cambiado a un ganador nato como Massimiliano Allegri, por un hombre que sólo tiene la Europa League ganada con el Chelsea el año pasado a su nombre.

El exbanquero Sarri es un ideólogo del fútbol total, al cual no le va bien ganar de cualquier manera. Bajo su batuta, tanto el Napoli como el Chelsea han logrado hacer un fútbol primoroso, pero ni fue capaz de meterse en la pelea por la Premier League con los Blues, ni en Nápoles pudo hacerle sombra a la todopoderosa Juve.

A la vez, el equipo de Cristiano Ronaldo es una máquina creada para ganar. Ni con Antonio Conte ni Allegri importaba tanto el cómo; lo esencial era ganar.

Por eso será interesante ver cómo el equipo se amolda a Sarri (que se perderá los primeros dos partidos de liga por neumonía) y viceversa.

El verano ha sido interesante para la Vecchia Signora. Hizo un grandísimo fichaje en la figura de Matthis De Ligt, el central que ansiaba media Europa. También consiguió los traspasos sin coste alguno de Aaron Ramsey y Adrien Rabiot. Pero por contra, el club no ha sido capaz de ni fichar al deseado Paul Pogba, ni de conseguir el traspaso de un gran delantero (Sarri quería a Romelu Lukaku). Ni tan siquiera han podido deshacerse de jugadores con los que el nuevo técnico no contaba, como Paulo Dybala, Gonzalo Higuaín, Mario Mandzukic o Sami Khedira.

Por lo tanto, Sarri tendrá muchos problemas simplemente intentando armar las listas de convocados para los partidos.

A la vez, el Inter de Milán parece haber encontrado -finalmente- el balance entre los grandes nombres en su plantilla y el orden táctico necesario para sacarles provecho. Antonio Conte, su nuevo entrenador, es conocido por ser un hombre extremadamente directo con sus hombres, por lo que será difícil que problemas como los que desarbolaron al equipo el año pasado vuelvan a repetirse.

 

Conte ha conseguido atraer a un verdadero jefe para su defensa como Diego Godín, quien a pesar de su edad puede convertirse en un verdadero baluarte para la retaguardia interista. Además, el fichaje de Romelu Lukaku, uno de los jugadores por los que Conte siempre ha bebido los vientos, se ha catalogado ya por la crítica como quizás el mejor de cualquier equipo del campeonato que arranca este fin de semana.

Por lo tanto nadie puede descartar al Inter de Milán en la pelea por la Serie A, como tampoco debemos olvidarnos del Napoli.

La segunda temporada de Carlo Ancelotti en el club llega con un proyecto asentado y con la llegada de un jugadorazo como es Hirving “El Chucky” Lozano. El equipo sureño lleva gran parte de los ocho años que la Juventus ha levantado el título como su inmediato perseguidor, pero podría ser este el año en el que cambien las tornas y los de Carletto puedan dar un zarpazo en la Liga.

De momento, la Juve empieza su andadura en el campeonato doméstico ante el Parma. Será la primera piedra de toque del proyecto de Sarri. ¿Serán capaces los bianconeri de reverdecer sus laureles? Sin duda lo tendrán este año más difícil que nunca.

 

Tomado de: ESPN

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.