Aurelio Janet; abrió la ruta de los jabalineros criollos

3:44:31 PM

Por el amigo de la Peña:
Eddy Luis Nápoles.

 

 

 

Acontecían los XIX Juegos Olímpicos en la capital mexicana, aquellos que marcaron un hito en la historia del atletismo mundial, con los 8.90 de Beamon, los 9.95 de Hines y los 43.86 de Evans, entre otros grandes acontecimientos. Por el campo y pista cubano, los relevos 4×100 se vistieron con medallas de plata, pero otro criollo, jabalina en mano, también escribió su historia, su nombre Aurelio Janet.

Janet Torres, natural de San Luis, Santiago de Cuba (1945), no tuvo la posibilidad de participar en Juegos Escolares, estos eventos llegaron cuando Janet andaba sobre los 18 años y se encontraba insertado en “trajines” militares como miembro de la Marina de Guerra Revolucionaria. El año 1964 marcó el despegue atlético del jabalinero santiaguero, cuando participa en los Primeros Juegos Deportivos Militares (La Habana), logrando envío de 56.09 metros (8°).

Con solo un año dedicado al entrenamiento, sus progresos se hicieron evidentes, logrando en 1965 colocarse segundo en el listado cubano de esa prueba (Justo Perelló, 77.34), con 66.05. Participando, además en los principales eventos celebrados en Cuba ese año; la primera categoría, Carnaval de Campeones, el Festival Deportivo Nacional y el Memorial Barrientos.

En 1966, logra el primer puesto en el Festival Mártires de la Revolución (67.96) y el tercero en el Memorial Barrientos (63.20), pero no pudo asistir a los Juegos Centroamericanos y del Caribe, en San Juan, Puerto Rico, al quedar tercero en la eliminatoria celebrada en La Habana, detrás de Justo Perelló y Francisco Mena.

 

Aurelio Janet

 

Para 1967, Janet rebasó la barrera de los 70.00 metros, con 72.87, logrando podio en todos los eventos; primero en el Carnaval de Campeones; segundo en la Copa Cuba, el Memorial Barrientos y tercero en el Festival Mártires de la Revolución, pero quedó fuera del principal evento del deporte cubano, ese año, los Juegos Panamericanos de Winnipeg, cita a la que asistió el guantanamero Justo Perelló.

El año 1968 tuvo un doble significado en la vida de Aurelio Janet, en suelo cubano, logra el segundo puesto en el Memorial Barrientos (72.37) y primero en la Copa Cuba (76.60), este último evento le abrió las puertas a los Juegos Olímpicos de México. En la capital mexicana, Janet tuvo la oportunidad de lidiar con los mejores jabalinistas del mundo, en ese momento; 31 atletas se habían inscriptos, quedando 29, pues el marroquí Samsam Akka y el griego Panagiontis Pierrakos, finalmente no tomaron parte.

Janet fue colocado en el Grupo B durante la ronda clasificatoria, fase en la que se exigió 80.00 metros para avanzar a la final. Janet realizó un solo lanzamiento, logrando 80.10, con esa marca pasaba a la final y a la historia, primer latino en una final olímpica de jabalina, primero en romper la barrera de los 80.00 metros por ese grupo, acompañó a Janet, el austríaco Walter Pektor (82.16), mientras que por el A, nueve vencieron la cuota exigida y el alemán federal Hermann Salomon (79.48) fue repescado.

La final se celebró un día después (miércoles, 16 de octubre), allí estaban algunos que habían bregado cuatro años antes en Tokio, el soviético Janis Lusis (bronce) y favorito al título; el húngaro Gergely Kulcsar (plata); el polaco Janusz Sidlo (cuarto); el suizo Urs von Wartburg (quinto) y el finés Jorma Kinnunen (sexto) y un cubano con nula experiencia competitiva a ese nivel, Aurelio Janet, que había demostrado saber hacerlo, pero una lesión repentina truncó las esperanzas del santiaguero, quien solo pudo concretar un envío válido (x-74.88-x), para ubicarse onceno.

Al regreso de México, una competencia más recogió el currículo de Janet, el Festival Décimo Aniversario, donde se impuso, con 78.58 metros. El 23 de noviembre, con solo 23 años, fallecía Aurelio Janet Torres, víctima de un lamentable accidente de tránsito, ocurrido en la Carretera Central, cercana a Santa Clara, mientras era auxiliado (cambio de neumático) el vehículo en que viajaba.

Con Janet se marchaba, un promisorio atleta, que quizás hubiera brillado en Münich o Montreal, pero dejaba abierta la senda por la que luego transitaron los jabalinistas cubanos, Fernández, Jarvis, González Fuentes, Patterson, Pupo, Quintana, los González Silva y Martínez, entre otros. Como homenaje, anualmente se celebra en Cuba el Memorial Aurelio Janet, competencia que aloja los lanzamientos y las pruebas múltiples.





 

 

9 comentarios

Saltar al formulario de comentarios

    • Amaya el 25 abril, 2021 a las 8:12 pm
    • Responder

    Sin dudas Eddy su progreso era muy palpable año tras año a partir de 1965, tenia las condiciones para sobrepasar los 83 metros, lastima ese accidente a Panama 70, Cali 71 y Munich 72 hubiese llegado en plenitud de facultades

  1. Una vez mas Eddy nos muestra una joya de articulo para aprender, recordar y guardar. Disfrutamos muchos tus trabajo hermano, como siempre te digo, van cargado de mucha historia, esa que nunca debemos dejar morir., Gracias. Un abrazo.

      • Dr. Reinaldo el 26 abril, 2021 a las 2:49 am
      • Responder

      Daimir, realmente Eddy es otro de los que no tienen freno los domingos y siempre….un MD de 4P…..Eddy hermano no te detengas, de Aurelio Janet había leido hace mucho tiempo…..pero este trabajo está excelente para recordar las hazañas de un gran deportista cubano, de esos que murieron muy prematuramente…Gracias mi hermano…mucha salud para ti….Abrazos.

      1. Eddy es un caballo hermano y esta con nosotros desde el mismo comienzo de esta web, un lujo contar con sus trabajos exclusivos para la MD. Abrazos.

    • El Loko el 26 abril, 2021 a las 12:29 pm
    • Responder

    Muchas gracias a todos, hay que recordar la historia, porque se olvida, esta era una vieja deuda que tenía, Janet hubiera sido un grande, no le quepa dudas a nadie, lamentable su temprana pérdida..

    Un aabrazo a todos

  2. buenos estos trabajos historicos del amigo eddy como me he recordado de eventos gracias a sus articulos

    • Chikungunya el 27 abril, 2021 a las 12:35 pm
    • Responder

    Conocía muy poco de la historia de Aurelio Janet, lamentable su pérdida física.

    • Lautaro el 27 abril, 2021 a las 10:32 pm
    • Responder

    Me encanto haber leido sobre Aurelio Janet, no conocia su historia, solamente conocia su nombre por el Ateneo Deportivo de Matanzas que lleva su nombre donde muchas veces fui a la Sala Polivalente a ver jugar a aquellos equipos de Baloncesto de Matanzas comandados por “La Maquina” Allen Jemmot. Desgraciadamene la Aurelio Janet, como la conocemos en Matanzas, se derrumbó y por lo que veo no creo que pueda ser reconstruido. Pero al menos ya se de donde viene su nombre y me sorprende que haya sido un deportista santiaguero al que Matanza rindió honores pero por su historia bien merecido lo tiene.
    Aclarar que es todo un Complejo Deportivo Aurelio Janet, donde hay piscina, un Terreno de Campo y Pista y el mencionado tabloncillo que solo quedan ruinas.

      • El Loko el 29 abril, 2021 a las 5:01 pm
      • Responder

      Lamentable realidad, sería bueno hacer un artículo mi amigo Lautaro

      Un abrazo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.