Creciente presencia latina en el Salón

12:06:52 AM

 

 
 
 
 

Cuando el gran Roberto Clemente fue exaltado al Salón de la Fama en 1973 después de su trágica muerte en un accidente aéreo, se convirtió en el primer jugador nacido en Latinoamérica con una placa en Cooperstown.

El ídolo puertorriqueño abrió las puertas, pero pasaron años para que muchos otros pudieran acompañarlo. Durante los siguientes 37 ciclos de elecciones, sólo cinco latinos que jugaron en las Grandes Ligas entraron al Salón de la Fama: Juan Marichal (República Dominicana, 1983), Luis Aparicio (Venezuela, 1984), Rod Carew (Panamá, 1991), Orlando “Peruchín” Cepeda (Puerto Rico, 1999) y Atanasio “Tany” Pérez (Cuba, 2000).

Otros tres jugadores cubanos, que vieron acción en las Ligas Negras antes de que Jackie Robinson rompiera la barrera racial en 1947, también fueron exaltados: Martín Dihigo, José Méndez y Cristóbal Torriente.

Pero desde comienzos de la década pasada, ese pequeño río de jugadores latinos en el Salón se ha ido haciendo cada vez más caudaloso y todo luce indicar que así seguirá siendo en el resto del curso de esta década y más allá de eso.

El domingo, el grupo se hizo más grande gracias a la elección, por el Golden Era Committee, de los cubanos Orestes “Minnie” Miñoso y Tony Oliva. Con el ingreso de los dos toleteros, Cuba es ahora el país latinoamericano con más miembros en Cooperstown con seis, superando a Puerto Rico.

Los inmortales de la segunda década de este siglo
Durante la década pasada, el número de latinos en el Salón de la Fama pasó de seis a doce. Y cinco de los nuevos exaltados llegaron en la segunda mitad de los 2010. Entre el 2017 y el 2019, cuatro de los 11 seleccionados por la Asociación de Escritores de Béisbol de Norteamérica (BBWAA) nacieron en Latinoamérica.

 

Roberto Alomar, Puerto Rico (2011, segundo año en la boleta): El segunda base, 12 veces convocado al Juego de Estrellas y 10 veces ganador de un Guante de Oro, siguió el legado de su padre, Sandy Alomar, quien jugó 15 temporadas en MLB. Su hermano, Sandy Jr., disputó 20 campañas en la Gran Carpa y ahora es coach de Cleveland.

Pedro Martínez, República Dominicana (2015, primer año en la boleta): Pedro se unió a Marichal como el segundo dominicano y segundo lanzador latino en llegar al Salón. Le hizo honor a ese lazo durante un emocionante discurso de exaltación en dos idiomas, durante el cual llamó a Marichal al estrado.

Iván Rodríguez, Puerto Rico (2017, primer año en la boleta): “Pudge” y su portentoso brazo se labraron el camino a Cooperstown con 13 Guantes de Oro como receptor, 14 convocaciones al Juego de Estrellas y el premio a JMV de la Liga Americana en 1999.

 

Vladimir Guerrero, República Dominicana (2018, segundo año en la boleta): Uno de los jugadores más espectaculares y dinámicos de su época, Guerrero llegó al Salón a base de batazos. Durante su discurso de exaltación, ya estaba pensando en todos los que vendrían después de él, diciendo: “Yo sé que esto podría abrir las puertas para otros jugadores”.

Mariano Rivera, Panamá (2019, primer año en la boleta): El líder de juegos salvados de todos los tiempos se convirtió en el primer jugador en ser electo al HOF por unanimidad, siendo nombrado en cada una de las 425 boletas de la BBWAA.

Edgar Martínez, Puerto Rico (2019, 10mo año en la boleta): Martínez, quien nació en Nueva York pero se crio en Puerto Rico, finalmente recibió el llamado en su último año de elegibilidad en la papeleta de la BBWAA, completando un ascenso vertiginoso tras haber recibido sólo un 27% de apoyo en 2015.

Los que vienen en la boleta
Durante los próximos años, la cofradía de latinos en el Salón de la Fama seguirá creciendo, con al menos dos candidatos con muchísimas probabilidades y otros con esperanzas. Éste es un vistazo a las próximas boletas de la BBWAA.

2022: El dominicano David Ortiz pareciera bien posicionado para unirse en algún momento a Edgar Martínez como los únicos jugadores que fueron principalmente bateadores designados y terminaron en Cooperstown. Ortiz, además de lo que hizo con el bate, es una leyenda en octubre y ganó tres veces la Serie Mundial. Otra historia interesante este año será cómo le irá a Alex Rodríguez en la votación. A-Rod, de padres dominicanos, tiene números de sobra para el Salón de la Fama, pero también muchas dudas a su alrededor por el uso de sustancias para mejorar el rendimiento físico. Entre los que repiten del año pasado, el venezolano Omar Vizquel cayó por debajo del 50% en el 2021 tras sacar 52.6% el año anterior, mientras que los dominicanos Manny Ramírez (28.2%) y Sammy Sosa (17% en la elección pasada y ahora en su último año de elegibilidad), más el venezolano Bob Abreu (8.75%), tienen un largo camino por delante.

 

2023: El puertorriqueño Carlos Beltrán tiene un argumento estelar debido a su juego completo (435 jonrones, 312 bases robadas, tres Guantes de Oro en el jardín central). Pero sus posibilidades sufrieron un golpe luego del escándalo del robo de señas de los Astros, lo que terminó llevando a Beltrán a dejar su cargo de manager de los Mets antes de que dirigiera su primer juego.

2024: Se espera que varios destacados jugadores latinos sean parte de esta boleta, pero el dominicano Adrián Beltré es quien tiene mayores probabilidades de llegar al Salón, luego de pasar de 3,000 hits en su larga carrera de 21 temporadas en la tercera base.

Por supuesto, como se demostró una vez más con los casos de Oliva y Miñoso, la boleta de la BBWAA no es la única forma de entrar al Salón, cuyos Comités de Eras (conocidos anteriormente como el Comité de Veteranos) se encarga de evaluar los argumentos de aquellos que salieron ya de la papeleta de los periodistas. Los candidatos se dividen en eras y éstas se van rotando año por año. Once jugadores, incluyendo a los seis de este año, han sido elegidos por este método desde el 2018.

Entre los jugadores cuyos casos podrían ser reconsiderados en los próximos años por estos comités están el cubano Luis Tiant, los puertorriqueños Bernie Williams y Carlos Delgado y los venezolanos David Concepción y Johan Santana.

Inmortales, por países

Cuba
Martín Dihigo
José Mendéz
Orestes “Minnie” Miñoso
Tony Oliva
Tany Pérez
Cristóbal Torriente

Puerto Rico
Roberto Alomar
Orlando “Peruchín” Cepeda
Roberto Clemente
Edgar Martínez
Iván Rodríguez

República Dominicana
Vladimir Guerrero
Juan Marichal
Pedro Martínez

Panamá
Rod Carew
Mariano Rivera

Venezuela
Luis Aparicio

 

Andrew Simon es analista e investigador de MLB.com.

 

Tomado de LasMayores

1 comentario

  1. puerto rico podria sumar un 6 yadi molina que seguro sera hall of fame y santo domingo 3 pujols , big papi y beltre eso seria en los proximos 6 años

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.